EL PACTO /// JuanaLaLoca

Página 4 de 14. Precedente  1, 2, 3, 4, 5 ... 9 ... 14  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por JuanaLaLoca el Vie Sep 25, 2015 1:59 pm

Buenas tardes bellezas!!! Uff realmente les agradezco a todas el apoyo que recibí, aún estoy triste y enojada por ese comentario, pero la fuerza que ustedes me han dado me hicieron que siga escribiendo… yo quiero expresar que respeto mucho a aquellos que adaptan historias, no es para nada una trabajo fácil y requiere emplear mucho tiempo… en mi caso nunca hice una adaptación, pero ese no ha sido el problema, sino la ironía que empleo esta persona, pudiendo mandarme un mail a juanalaloca9191@gmail.com o a mi twitter @juanalaloca9191 los cuales público siempre, y quienes me siguen saben que siempre he contestado privado, mail y twits… en el caso de Revancha y La Intriga son historias terminadas que ya fueron publicadas hace mucho tiempo en otro foro ya cerrado (tatunew) y El Pacto, esta apenas en la mitad lo que denoto una MENTIRA gigante de parte de esta persona… en fin y en cuenta… quiero agradecer especialmente la fuerza que me dan y a una de la administrados de este hermoso foro Nichya. BESOS ENORME A TOD@S!  

Aleinads: ufff me alegro muchisimo que te alegre el dia!! Me das alegría ami!! Un beso grande!!
KanoChan: lo deje asiiiiiii jajajajajaja!! No te enojes llinda!! Mira que se viene lindo y furioso a la vez Wink te agradezco mucho!! Besossssssssssss
Andyvolkatin: siempre estas reina!! Espero que si un dia no hay esa transmicion me lo digas!! Me pone feliz que escribas!! Besosssssssssssssssss
D´Volkat: mmmmm… Anastasia? Que Anastasia?? Jajajajajajaja ya veremossssss mas y mas adelante todo ira aclarando… un besosooooooooooooo
Slumholdt: Larissa es una reina que defiende todo, pero siempre realista!! Sos mi incondicional!!! Gracias por siempre estar presente y dejar siempre ricos comentarios de cada capítulo un beso enormeeeeeeeeeee!!
Lenka_0410: lo será!!! Anastasia… eeeeeeeh!! Ya veremos! Wink jajaajajajajaj aca está la conti espero la disfrutes!!! Gracias por tus palabras para conmigo…Un beso enormeeeeeeeeeeeeeeeee!!
ChantalKatina: sigues ahogándote linda que entonces voy super!!! Jajaajajajajajajajaj Gracias por siempre estar presente!!! Besossssssss
Olegovnavolkova: nada… mal informada… irrespetuosa.
Solangela: Gracias Linda por tu apoyo!! Realmente agradezco tus palabras!! Besossssssss!!!
Akasha78: si… lo veo porque la verdad son cosas que tal vez, debo pasar… un beso y gracias linda!!!
Lenyu: Muchas Gracias!! Siempre estas y agaradezco tus palabras mucho! Besossssss
Andyvolkatin: No me han pedido nada, si asi fuera lo daría con gusto porque es un honor… por favor, nada de disculpas! Al contrario agradezco mucho tus palabras y apoyo!! Besossssss graciasssss!!
Dra.Salud: Gracias!! espero que esta te guste más Wink acá la conti graciasssss!!
LittleVolk: hola lindaaaaa!! Siempre sos muy amable!! Si después de esta tengo dos más cuasi empezadas… antes de terminar daré los nombres!! Besossssssss
Nicya: GRACIAS!! Es un honor tus dichos… agradezco muchísimo el espacio que me dan y todas tus palabras y aclaraciones… lamentablemente me sobrepaso la situación y Salí a contestar porque asi lo sentí… pero me sorprendió MUY gratamente todo el apoyo que recibí, sobre todo de tu persona como administradora! Muchas gracias por el espacio!! Muchos besossssss!!!
Francis18: holaaaaaaaaaa!! Mi fiel analizadora?? Eres MishelVolkova?? Si lo eres vos sí que sos la super analizadora!!! Jajajajajaajajajaj un beso enorme!!! GRACIAS!
Grd: La verdad me afecto mucho… pero ya está!! Gracias por el apoyo linda!! Por lo que haya sido el comentario ya lo dejo atrás gracias a ustedes!! Un besoooooooooooooo
D’volkat: gracias!!! Sé que siempre estas!! Muchas gracias!! Y por supuesto que sigo adelante con todo!!! Besosssssssssssssssss
Milizardo3: gracias linda!!! Un besooooooooooo
Volk29: para hoy la contiiiiiii jajajajajajajajajaj!!! Un besooooooooooo


Capítulo 14 (Comienzo)

Elena salió de la clínica dirigiéndose a su departamento y cuando llego se encontró con una sorpresa que realmente no la esperaba.

-Madre… Hola...
-¿Podemos hablar Elena?…
-Claro… ¿Quieres subir?...
-Sí… gracias...

Inessa y Elena subieron al departamento… Elena iba en silencio mirando su celular… Inessa la observaba.

-Pasa madre… ¿Quieres tomar algo?
-Un Vodka con naranja…
-Enseguida…
-Tu departamento es hermoso Elena…
-Gracias… -Elena se acercó y le dio la copa a su madre… -Bueno... ¿de que querías hablarme?…
-De ti Elena… ¿Quién eres?
-Elena Katina, nací el 4 de Octubre de 1984…
-No estoy para juegos Elena…
-¿Y yo acaso si?...
-Deja tu ironía y tu sarcasmo para los demás…
-¡Mira madre, estás en mi casa, esta no es tu mansión, así que si no te gusta mi forma de ser, ahí tienes la puerta! -Elena se puso de pie señalándole la salida a su madre.
-Me hubiera gustado que seas diferente… -Inessa tenía la cabeza gacha.
-¡Qué pena!... Hazme un ADN, por ahí no soy tu hija…quien te dice y tienes suerte…
-¿Por qué Elena?... ¿Porque siempre dices todo con sarcasmo?... No sabes lo hiriente que puedes ser…
-¿Para qué has venido Madre?... ¿Eh?... Dime…
-Cuando murió mi Sergey, la mitad de mi corazón se murió con él, jamás pensé, cuando fui madre, que iba a enterrar a un hijo, pero me toco, me tocó a mí… sé que no he sido la mejor madre… en algo falle y mucho, mi hijo se suicidó y mi hija es una arrogante, soberbia vengativa… pero tú eres la otra mitad de mi corazón... -Inessa lloraba desconsolada, Elena le dolió en el alma, se acercó y la abrazó llorando ella también.
-Cuando conocí a Yulia, me enamoré de ella, aunque tenía nueve años, sé que me enamoré de ella, era un amor puro de niños, pero nací competitiva, y no quise compartirla con Sergey, la quería solo para mí… con los años el amor que le tenía iba de la mano del rencor por creer que no existía para ella… después vino el casamiento con Sergey y preferí odiarla a ella antes de odiar a mi hermano, a él lo idealicé y a ella la puse en mi mente como un ser mezquino, porque no quería ver la realidad… me tomo muchos años de terapia entender que yo era lesbiana y que Yulia no era la culpable, no había culpables, solo una elección de gustos sexuales y nada más… pero los celos, la desesperación por no poder tenerla, me hacía encerrarme en mi misma… -Inessa la observa con tristeza y Elena miraba a la nada. -Cuando Sergey murió solo quise culpar a Yulia, lo quise hacer para cobrarme la desesperación que sentía de saber que se había acostado con la hija de juez Koslov, y con cuanta otra mujer que se le había cruzado… a mí ni me miraba, pero la vida te da sorpresas, me ingenié un plan para vengar la muerte de Sergey que consistía en que ella se enamorara de mí, y luego engañarla, pero me derritió solo cuando me dijo “hola” cerca de mi cuello… me acosté con ella y entonces al otro día Katya la vio besándose con otra… ¡Ahí me volví loca de celos, de odio y la lastimé!... pero después que lo hice supe la verdad, ella también me amo en silencio, ella solo cubrió a Sergey… todos cubrieron a Sergey… ahora ella está en una Clínica de rehabilitación psicológica, y aunque pienses diferente, la sacaré de allí, y me la pienso traer conmigo.

Inessa se quedó pensante, no sabía que decirle solo estaba ahí como ida.

-Yulia no es un trofeo Elena…
-¡Claro que no! -Elena se puso de pie y se dirigió a la barra… -Pero esta vez la quiero para mí, ella me necesita…
-¡Ella necesita paz!
-Y yo se la daré, espero que me apoyes…
-No sé si podría…
-Está bien… entiendo… al menos no te pongas en mi camino…
-Entiende que no puedo ocultarle tus planes a Larissa…
-También lo entiendo…
-Sabes… lamento todo lo que te dije, lamento que hallas sufrido, me hubiera gustado que seas feliz Elena, al menos uno de mis hijos goce de plena felicidad…
-No te preocupes Madre, yo soy feliz con una simple sonrisa de Yulia…
-Cuando quieras, me gustaría que vayas a la casa, tu nana te extraña… y yo… yo también te extraño Elena…
-Iré, trataré de ir…
Elena miró a su madre a los ojos… se fundieron en un abrazo, Inessa le secó las lágrimas a su hija y le beso la frente…
-Te quiero hija, siempre te quise, siempre te querré aunque no apruebe tu arrogancia…

Inessa se separó de los brazos de su hija y se despidió, Elena se sentó en el sillón y quedó pensante, extrañaba a su madre y esperaba que ella no fuera un obstáculo en su plan. Inessa salió del departamento de Elena con un nudo en su estómago, en su mente giraba todo o lo poco que le quiso contar Elena, su nuevo plan era peligroso, no confiaba en ella y eso le dolía, pero ante todo era madre y sabía del dolor de Larissa, así que hizo lo que le dicto su corazón y le pidió a su chofer que se dirija a la mansión Volkov.

-¿Inessa?
-Perdón la hora Larissa, pero tenía algo importante que decirte…
-No te preocupes, no es tan tarde, solo que ya no tenemos veinte años y bueno… descanso temprano… pero siéntate…
-Gracias…
-Te escucho…
-Fui a ver a Elena…
-¿De verdad amiga? -Larissa tomo las manos de Inessa y se alegró sinceramente porque consideraba que era injusto el dolor de Inessa.
-No sé cómo decirte esto sin sentir que estoy traicionando a mi propia hija…
-No me lo digas entonces…
-Mira Larissa, sino te lo digo y Elena le hace daño a Yulia otra vez, no me lo podré perdonar… y tú tienes que saberlo...
-¿Cuáles?... ¿Los planes de Elena de sacar a Yulia de la Clínica?
-¿Cómo lo sabes?
-Como dijo Vladimir… “Se la serví en bandeja de plata”...
-¿Tú se lo pediste a Elena?
-No, pero le di información real, para que ella lo haga…
-¿Por qué confías en Elena?
-Pensé que jamás diría esto… pero quiero recuperar a mi hija, Yulia está cada vez peor Inessa, hace una semana le revocó la visita a Vladimir y sé que no faltará mucho para que revoque la mía, así que Elena era mi única opción, perdóname que esté usando a tú hija… -Larissa agacho la mirada.
-No me tienes que pedir perdón, pero sabes perfectamente que esto puede ser un arma de doble filo, Elena piensa llevarse a Yulia con ella…
-No supuse otra cosa, era lo esperado, pero también sé, que a pesar de todo, Elena jamás la alejaría de mí…
-No, eso es cierto, ella siempre te respetó, pero Elena es muy posesiva y realmente me enfatizó “Esta vez la quiero para mí”…
-Mira Inessa, no espero otra cosa de ella, solo quiero que la saque de allí, ese lugar la está enfermando peor y no quiero hacerlo judicialmente y arruinar la reputación de Yulia y no es por el que dirán, sino porque yo estoy viendo su deterioro y su depresión… por más que la justicia me otorgue su potestad por no hallarse plena ¿Qué haría con ella? ¿Cuánto tiempo estará conmigo? ¿Cuánto tardará para autodestruirse?
-Con una mano en el corazón Larissa… ¿Tú crees que Elena la puede hacer feliz?
-No lo sé, de lo único que estoy segura, es que debo aceptar que tu hija es capaz de hacer cualquier cosa por Yulia, utilizó todo el poder que le da su apellido… su dinero personal, ni el tuyo, ni el de la empresa, sino el de ella propio, para buscar a Yulia y cuando la encontró cruzo medio mundo y se enfrentó a la agresividad, no solo de Yulia, sino de otras personas, se arriesgó a mucho en un país extranjero, sobornó a gente que ni siquiera conocía para sacar a Yulia del país limpia, y ahora está arriesgando su propia matrícula de psicóloga para acercarse a ella y sacarla de allí… ¿Tú crees que debería de desconfiar?
-Lo único que tengo claro, con lo que me dices, no conozco a mi hija, no pensé que podría ser de esa manera…
-Créeme, que tampoco yo, como no imaginé jamás, que mi Yulia sería tan débil y tan egoísta…
-Yo tampoco pensé que Sergey podría ser tan egoísta, pero ya vez… juzgué mal a Elena, sé que ella jamás me haría algo así, porque aunque ella no me hable, sé que llamó a mi médico personal para advertirle que ella ya no estaba en la casa y que me vigile, lo llamaba cada semana, también habló con mi terapeuta, y llamaba a su nana a diario…sin tan solo fuera más demostrativa…
-Ella es como es, con sus errores y virtudes, he conocido otra cara de tu hija, es capaz de derribar el muro más grueso para conseguir su objetivo sin remordimientos ni escrúpulos, y en éste momento de Yulia, lo único que necesita es a Elena, solo a ella y a su fortaleza…
-Sé que quieres que yo esté cerca de Elena, porque sabes que en el fondo aún puedo controlarla…
-Nunca he sido mezquina Inessa, pero es mi hija la que está en juego…
-No te juzgo, nunca lo haría y mucho menos después de lo que Yulia hizo por mi Sergey…
-Tenemos que estar unidas Inessa, porque esas dos tercas es lo único que tenemos en ésta vida…
-Así será… -Inessa tomó las manos de Larissa.
-Esto es un Pacto, aun somos las matriarcas…
-Lo sellamos El Pacto hoy y ahora… -Ambas se dieron un beso en cada mejilla, en demostración de aceptación.

Yulia se encontraba en la habitación de la Clínica mirando el techo y pensando en lo que había pasado a la tarde en el jardín…

-Que quieres de mi Elena… ¿cielo o infierno?

Yulia cerró sus ojos y se durmió. En otro lado de la ciudad, en su departamento, estaba Elena pensando en lo productivo del día de hoy, confiaba en que Yulia no haría nada para sacarla de la Clínica.

-Mañana será todo o nada Yulia, mañana te ofreceré mi cielo, para que dejes tu infierno…

El día amaneció lluvioso en Moscú, Elena sonrió porque sabía perfectamente que ese tipo de temporal amaba Yulia, llegó a la Clínica cerca de las once de la mañana, miro algunos expedientes, para no levantar sospechas y luego se dirigió al jardín y ahí estaba Yulia bajo la llovizna intensa, solo con un piloto colocado disfrutando de la lluvia sobre su rostro a unos metros estaba una enfermera con paraguas, observándola… Elena se colocó su piloto, sonrió y se dirigió a Yulia.

-Elena…
-Nunca entendí porque te gusta tanto estar bajo la lluvia… -Elena estaba detrás de Yulia y a apenas unos metros la enfermera.
-Será porque tengo unos hermosos recuerdos de caminar por jardines bajo la lluvia. -Elena dio la vuelta y se sentó al lado de Yulia con sus piernas cruzadas, pero ninguna se miraban a la cara, solo hablaban, pero mirando al frente.
-Cuando era más pequeña me gustaba, de adulta me empezó a molestar…
-A mí me gusta más que cuando era pequeña, el aroma de este rocío floral me recuerda a alguien especial…

Elena le tomó la mano, pero sin mirarla y Yulia se dejó, sorprendida, pero se dejó.

-Tú no estás hecha para estar aquí Yulia…
-Pero aquí estoy en paz…
-Vámonos de aquí Yulia... -Elena le hacía pequeños círculos con su dedo pulgar sobre el dorso de su mano.
-No quiero ser una carga para mi madre…
-Yo no te estoy sugiriendo que te vayas con tu madre, quiero que te vengas conmigo…
-¿Me sacarás a tomar un helado y luego me devolverás aquí?…
-Yo no te estoy pidiendo el dar una vuelta… Quiero que te vengas a vivir conmigo… -Yulia frunció el ceño y giro su rostro para mirar a Elena de frente y esta hizo lo mismo, quedando sumergidas en sus miradas.
-No quiero que me tengas lástima Elena… no me debes nada…
-Que poco me conoces Yulia… -Elena la miro profundamente a los ojos y sonrió haciendo que Yulia sonría ampliamente. -Siempre amé tu sonrisa y esos ojos del color del cielo… -Elena no aguantó contener las lágrimas que pronto rodaron en sus pecosas mejillas.
-No llores Elena… no soporto verte llorar…-Yulia no podía descifrar a Elena… pensaba que tenía que ser un engaño.
-Solo tienes que tener voluntad… -Elena le besó el dorso de su mano y se puso de pié, retirándose pero cuando hizo unos cinco pasos…
-Cuando eras pequeña olías a flores silvestres, de adolescente olías a rosas y amapolas y ahora de adulta hueles a rocío sobre la hierba, floral, un aroma único y peculiar… solo lo percibo cuando llueve…por eso estoy aquí… puedo reconocer el aroma de tu piel aunque estés a metros de mí, no importa el perfume que uses o que cantidad de ropa lleves, siempre percibo el olor de tu piel…

Elena puso su mano sobre la boca y cerro fuerte sus ojos, para ahogar el dolor de lo que estaba diciendo Yulia, no podía seguir y no sabía ya que hacer, pero solo siguió dándole la espalda y continuó su marcha.

-Elena… -Ella se detuvo. -¿Crees que me podrían dejar salir hoy mismo?... -Elena que aún le daba la espalda, tomo aire girando para verla, y ahí estaba Yulia arrodillada en el banco con esa mirada expectante que tanto le recordaba a la niña que conoció hace muchos años.
-Tú ve a tu cuarto a empacar Yulia, yo haré los trámites…

Yulia sonrió y se puso de pie, caminó hasta Elena y le tomo la mano mirándola a los ojos… no hicieron falta las palabras estas salían sobrando, sus miradas lo decían todo… ambas caminaban de la mano ante la estupefacta enfermera que la vigilaba todo… Yulia siguió por su cuenta al dormitorio y la enfermera la iba a seguir, pero Elena la detiene y esta se queda expectante… mientras la pelirroja la mira con su ceja levantada y un dejo de ironía bien reflejadas en su rostro.

-Dile… a tu… “jefa” que estoy llevando a Yulia conmigo… solo dile eso...
-No sé de qué me habla Doctora…
-Si sabes… no insultes mi inteligencia… ¡Hazlo!... -Luego de prácticamente ordenárselo, Elena se dirigió a hablar con el director… Rápidamente la enfermera llamo a Larissa.
-¿Sra. Volkova?
-¿Ha ocurrido algo?
-Hoy Elena se sentó en la banca al lado de Yulia, y estuvieron ahí solo unos diez o quince minutos, la Doctora Katina, se veía triste y su hija le sonreía, provocando la sonrisa de esta… luego se puso de pie… su hija la detuvo y le pregunto si creía que podría salir rápido y la doctora Katina le dijo que ella lo arreglaba… -Larissa no podía parar de sonreír y a su vez no podía creerlo.
-¿Algo más?...
-Me descubrió…
-¿Cómo?...
-Si señora, perdone, cuando Yulia se retiraba a su cuarto, a preparar la cosas, ella se acercó a mí y no dejó que la siguiera a su hija y me susurró literalmente: “Dile… a “tu jefa” que estoy llevando a Yulia conmigo… solo dile eso”
-Ya lo has hecho, eso es lo que quería Elena, y no te preocupes que no hará nada, ahora necesito que ayudes a mi hija y retengas a Elena de alguna forma…
-Haré lo que pueda…

Larissa colgó y tomo una foto de Yulia que había arriba del piano, la miro y dijo:

-Ay Yulia, Yulia… que fácil eres, Elena solo respiro cerca de ti dos días y no más de treinta minutos y ya te vas con ella… ahora me toca seguir la función…

Larissa se dirigía a la Clínica ya que recibió la llamada alarmante del director diciendo que él no podía retener a Yulia ya que ingresó por su voluntad, Larissa le dijo que la demorara hasta que ella llegara. Elena volvió con el director para que le firmara los papeles y éste debía retenerla al menos unos minutos.

-Aquí tiene la documentación pertinente Levin…
-Veo que está ansiosa Doctora Katina, ya que ni se esperó que mi secretaría lo trajese…
-Si lo estoy y no sabe cuánto…
-Mire Doctora, usted sabe que esto es una locura, Yulia no está en condiciones…
-¿No?... Qué pena… igual se va conmigo… -Elena señaló los papeles con enojo para que firmase.
-¿Sabe que, si llamo al consejo, puede costarle su matrícula?... -Elena le sonríe.
-Hágalo… llámelos… más de uno seguro debe de estar ligado a los Volkov-Katin…
-¿Qué intenta decir Dra. Katina?...
-¡Que todos los caminos conducen a Roma!... Y en estos momentos Yulia y yo… ¡¡Somos Roma Levin!!
-Elena… usted es una profesional excelente… es una de las pocas psicólogas que conozco, en haber hecho un Doctorado… -En eso Yulia llegaba al despacho de Levin pero se detuvo para oír lo que decían. -No entiendo porque arriesga todo por una mujer desequilibrada como Yulia Volkova…
-¿Desequilibrada?... ¡¡Yulia no es ninguna desequilibrada!!... -Elena golpeó la meza con fuerza, ante el asombro de Levin.
-Perdone… -Levin bajo la cabeza al ver la furia de Elena, Yulia sonrió al escuchar como Elena la defendió, nunca la había defendido de nada y solo esas palabras le llenaron el alma, así que decidió entrar.
-Buenas tardes… -Yulia saludo y se colocó al lado de Elena que le sonrió y Yulia le devolvió la sonrisa.
-Tienes que firmar aquí Yulia…
-¿Mi expediente quedará aquí en la Clínica?... -Yulia miro a Elena.
-No si tú no lo deseas…
-No quiero que quede nada aquí Elena…
-Ya la oyó Levin… -Levin tomo el teléfono y le ordenó a su secretaria que traiga el expediente completo de Yulia con grabaciones incluidas.
-Ya traen todo en un minuto…
-Gracias Doctor… pero entiéndame, no quiero cabos sueltos que el día de mañana puedan perjudicarme…
-Me ofende, señorita Volkova… yo jamás utilizaría su información…
-Discúlpeme usted Levin… usted no es eterno…yo si confío en usted, pero no en los demás…
-Entiendo… -Levin suspira con pesadez.
-Mire Levin, Yulia tiene razón, a mí me consta que usted es de ley, aparte de ser un excelentísimo profesional, pero aquí no está usted solo…
-Lo sé, créame que lo sé perfectamente… ¿Usted seguirá viniendo a la Clínica Doctora Katina?...
-Si usted no se opone, yo elegí esos dos pacientes porque me interesan mucho sus casos…
-Claro que no me opongo, usted es excelente profesional, sobre todo en éste campo que encierra la problemática de estos dos pacientes… -Esto Levin lo decía mientras firmaba todos los papeles.
-Perfecto… -En eso se siente la puerta y entra Larissa.
-Madre…
-¿Así que te largabas sin siquiera decirme?... –Elena la miro a Larissa quien no reapro mas que en su hija.
-No mama, cuando llegara a mi destino… te iba a llamar…
-Buenas tardes Elena… -Larissa la saludó con ironía y Elena no se quedó atrás…
-Muy buenas en todo caso Larissa… -Larissa suspiro profundo sin quitarle la mirada de encima.
-Por alguna razón, veo que te vas con Elena, Yulia…
-Si con ella mama…
-¿Y dónde van?...
-Aun no lo discutimos… ¿Verdad Elena?... -Elena asintió.
-Esto es una locura Yulia… y tambien va para ti Elena…
-Elena es psicóloga mama, ella cuidará de mi… -Elena no pudo evitar el brillo en sus ojos, cuando Yulia pronunció esas palabras y Larissa lo noto.
-No me voy a oponer, pero quería expresarles mi desconformidad…
-Está bien mama… te entiendo… -Yulia bajó la cabeza y Larissa se acercó a ella…
-Te amo hijita, cuídate y sabes que mami siempre está para ti…
-Ya lo sé mami, yo te adoro… -Yulia la abrazó.
-Bueno… no puedo decir que me alegre esta situación, pero quiero saber dónde estarás…
-Yo misma la llamaré Larissa…
-Eso espero, Elena… eso espero…

Larissa beso la frente de Yulia, se dio la vuelta y se retiró. Al mismo tiempo, la gente de la clínica, ya estaban subiendo la valija de Yulia al auto de Elena y esta se despidió de la enfermera como así también del Doctor Levin, ambas se subieron al auto y salieron de la institución, ya en el camino Yulia le pregunta a Elena:

-¿Dónde estamos yendo?
-A mi departamento…
-¿Ya no vives en tu casa?... -Yulia la miraba extrañada.
-No, vivo en un departamento cercano a la empresa…
-¿Por qué?...
-Es una historia larga, ya te la contaré…
-¿Y no me la puedes contar ahora?…
-No, prefiero que no… en otro momento…
-Yo preferiría ir a mi casa Elena…
-Bueno mi departamento, no es como tu casa pero tiene lo suyo… -Elena sonrió para descomprimir la situación.
-No es por eso Elena, sabes que a mí nunca me ha importado si tengo que vivir en una carpa…
-Si veo… lo reflejas muy bien con tu mansión… -Yulia rió sonoramente, le encantaba el sarcasmo de Elena.
-De veras, Elena, podríamos…
-¿Vivir allí?...
-Si a ti no te incomoda…
-Para nada… -En realidad si le incomodaba, su hermano se había suicidado en esa casa, pero aceptaba que para que Yulia se recupere debía estar en un ambiente ameno.
-Y… ¿tus cosas?...
-Mandaré por ellas…
-Podemos pasar a buscar algo, si quieres, así conozco tu departamento…
-Claro, eso haremos, y mañana mandaré por el resto…

El semblante de Yulia traslucía la felicidad y Elena lo notaba, pero debía ser cautelosa, Yulia estaba callada y pensativa, no era ni la sombra de la mujer que había sido y Elena sabía que el trabajo que le esperaba era arduo, pero no bajaría los brazos, no lo haría hasta recuperar a Yulia, aunque su método era poco ortodoxo, no solo se proponía cuidar a Yulia y recuperarla sino también la quería en su vida y no estaba dispuesta a fracasar, no esta vez.
La llegada al departamento de Elena era toda una incógnita para la pelinegra, que miraba para todos lados, y estaba demasiado ansiosa para el gusto de Elena y debía tranquilizarla.

-¿Estas incomoda Yulia?...
-No, solo me siento extraña… no sé…

Elena la tomó de la mano y entrelazó sus dedos, Yulia solo pasó saliva, pero siguió mirando al frente, Elena actuaba normal, como si nada pasara y notaba la mano helada de Yulia que ya estaba tomando calor. Subieron al ascensor y Elena apretó el PH, sin soltar la mano de Yulia, que al mirarla estaba con una sonrisa… Elena notó que ya no había tanta tensión y su mano tenía ya el calor necesario. Al llegar al piso la puerta cerrada, Elena puso un código, y al abrirse ya estaban en el departamento, Entraron con las manos entrelazadas y Elena notó que Yulia no tenía ningún interés en soltarla, eso detonaba confianza y Elena no iba a quebrantarla, así que no la soltaría hasta que esta misma lo haga…

-Tu departamento es hermoso Elena…
-Gracias…
-¿Cuánto hace que estás viviendo aquí?...
-Tres meses… -Yulia la miro con el ceño fruncido.
-¿Desde que yo me fui?...
-Sí, desde allí… hay muchas cosas que vamos a tener que hablar… pero no ahora…
-Bueno… -Yulia bajó la cabeza y miraba la mano de Elena entrelazada con la de ella e hizo una media sonrisa tal vez para muchos imperceptible, pero no así para Elena.
-¿Quieres algo de beber?
-Un vodka doble…
-Yulia… -Elena se puso seria, y Yulia le sonrió.
-Fue una broma… una soda estaría bien.
-Bien… -Como lo esperó Elena, solo así la soltó.
-¿Lo tienes hace mucho?...
-¿A este departamento?...
-Si…
-Lo compre hace dos años, cuando mi padre murió, no quería seguir viviendo en la mansión, pero luego no quise dejar a mi madre sola, así que no lo use hasta ahora… -Elena se acercó a Yulia y le dio su soda. -Empacaré algo para llevarme… ya regreso…
-¿Puedo ayudarte?... -Yulia bebió un poco y lo dejo en la barra.
-Claro, ven… -Elena la volvió a tomar de la mano para llevársela a su cuarto, cuando llegaron a él, Yulia sonrió ya que el cuarto era de un rosa tenue y tenía varios cuadros en tonos pasteles, en el centro una gran cama con dosel.
-Tu cuarto es precioso, como el que tenías cuando eras niña…
-Pero ya no tengo ningún juguete… -Elena le sonrió, la soltó y fue a un vestidor, ahí saco una pequeña maleta y empezó a llenarla de prendas, cuando termino la cerró y observó a Yulia mirando su violín.
-¿Cuándo aprendiste a tocarlo?...
-Tenía cinco años cuando mi abuelo Katin me regaló uno...
-Cuando te conocí, no me dijiste que tocabas...
-Lo iba a hacer, pero Sergey te mostró el sapo, y tú estabas muy divertida y a nadie le parecía divertido mi violín, pero eso fue hace mucho, ya no cuenta… -Elena seguía acomodando algo en su cartera, Yulia suspiro.
-¿Ya es todo lo que llevaras?...
-Ya… mañana mandaré por el resto…

Yulia se acercó a ella, tomó su maleta y con la otra entrelazó la mano de Elena que sonrió al ver la actitud infantil de Yulia, pero todo tenía un porqué y esto era algo de confianza, ahora debían ir a la mansión y ese era un verdadero reto, ahí Yulia estaría en su propio terreno. Llegando a la misma volvió a notar a Yulia bastante ansiosa, pero ésta vez no la tomaría de la mano, no lo haría porque está en su terreno y debía evaluar sus límites. Ambas bajaron del auto y llegando a la puerta, Elena se sorprendió al ver a Amanda recibiéndola.

-¡¡Yulia!! -Amanda la abraza y este abrazo es totalmente contestado por Yulia que esconde su rostro en el cuello de esta, haciendo que Elena apreté sus mandíbulas ya que nunca entendió la relación de ellas dos y siempre sospecho que eran amantes. -Tú y yo tenemos que hablar Yulia… -Amanda le dedicó una mirada seria a Elena y esta solo sonrió irónicamente, las tres ingresaron a la casa.
-Después de la cena si quieres hablamos Amanda… por cierto… ¿Recuerdas a Elena no?...
-Elena… un gusto verte… -Amanda le extendió la mano.
-Igualmente... -Elena le dio la mano y se miraron fijamente hasta que Yulia interrumpió.
-Amanda, por favor manda a alguien a que recoja la maleta de Elena...
-¿Perdón?...
-Bueno… Elena va a vivir en ésta casa…

Yulia dijo eso y se encaminó dentro de la sala, Elena levanto su ceja y miró a Amanda que no salía de su asombro, aunque lo disimuló todo lo que pudo. Ya dentro, la servidumbre la recibió a Yulia muy contentos y esto hizo que Elena observara la tranquilidad del hogar de Yulia y lo sinceros que eran todos, ya que uno a uno la saludaron con dos besos y ella no dejaba de sonreír, estando todos en la casa Yulia les pidió atención.

-Disculpen necesito su atención… bueno en primer lugar quería agradecerles el recibimiento que me han hecho, me llenan de felicidad… -Todos sonreían. -También quiero comunicarles y presentarles a los que no la conocen que ella… -Señaló a Elena. -Es Elena Katina y vivirá en ésta casa… -Todos se sorprendieron, los que la conocían sabían que odiaba a Yulia y los que no, al menos, la relacionaban con el difunto esposo de Yulia. -Elena será la señora de ésta casa… -La mayoría paso saliva con cara de no entender la situación, sobre todo Amanda. -Espero que todos colaboren… pueden retirarse… -Yulia giro y le sonrió a Elena y ésta estaba, aunque no se le notara, en las nubes con la frase “ella será la señora de la casa”. -¿Quieres ver la casa Elena?...
-Claro…
-Bueno, ven…

Yulia la llevó hasta la cocina, le presentó a la cocinera y a parte de la servidumbre, luego se dirigieron a otra ala de la casa, ala que Elena recordaba de la única vez que fue a esa mansión: la biblioteca… donde sabía que Sergey se había suicidado, pero para su asombro esa parte había cambiado por completo y observó a Yulia que se detuvo frente a lo que era un patio de invierno y comenzó a tener un pequeño temblor y cerró sus puños… Elena se acercó a ella y la tomo del hombro y del brazo…
-¿Te sientes bien Yulia?...
-Este lugar era la biblioteca antes…
-Ya lo sé…
-Aquí… -Lágrimas rodaron sin poder contenerlas, en las mejillas de Yulia.
-Shhhhhh, ya está Yulia… -Elena beso la frente de Yulia. -Se lo que te duele, a mí también me duele, pero nadie tuvo la culpa… -Elena la tomó del rostro y miró fijo sus hermosos ojos, ahora aguados por las lágrimas. -¡Nadie Yulia!... -Con sus dedos pulgares limpió las lágrimas y ella como si fuera una niña pequeña le sonrió y le dijo:
-Aún tengo la lagartija de Sergey… -Elena se sorprendió. -Por eso hice éste ambiente tropical, ella vive ahí… ¿Quieres verla?, sé que no te gustaba…
-Si me gustaba, solo fingía que no… -Elena, soltó su rostro y Yulia se sorprendió por lo confesado por Elena… abrió la puerta de vidrio y ambas entraron, ella solo se sentó en el piso y a los dos minutos apareció la lagartija, a Elena se le iluminaron los ojos… -¿Cómo pudo vivir tanto?...
-Es una lagartija leopardo, viven hasta casi treinta años, y ella tiene dieciséis… -Elena se arrodillo al lado de Yulia.
-¿Puedo?... -Elena tomo la lagartija y tuvo que hacer mucho esfuerzo para no llorar.
-Aunque no entienda, parece que ella te reconoce Elena, porque si no ya se hubiera ido… no entiendo.
-Yo juagaba con ella cuando Sergey no estaba, le gustaba meterse en la caja de mi violín… -Elena sonreía y Yulia también.
-Mmmmm… tuvo suerte de no terminar “cartera” entonces…

Elena se largó una carcajada y miro a Yulia que también reía.

-No sabes cuanta… Sergey debe de estar feliz del ambiente que le creaste a ella.
-Yo creo que sí… bueno podemos seguir, así te muestro las habitaciones. -Elena dejó a la lagartija en una especie de tronco que había, ambas se retiraron y subieron las escaleras. -Bueno en esta primera planta se hallan las habitaciones y en la tercera planta, hay un pequeño cine, una sala de juegos y un gimnasio…
-Interesante…
-Todo está a tu disposición Elena...
-Gracias…
-Bueno ésta es mi habitación… -Yulia le abrió la puerta y ambas ingresaron, ya dentro Elena observó todo.
-Es una habitación preciosa…
-Un tanto sobria… pero a mí me gusta…
-Es preciosa Yulia…
-Gracias... -Salieron de la habitación y Yulia le mostró la del fondo, cuando abrieron era exactamente igual a la de ella por tamaño y el mobiliario era en tonos blancos.
-Bueno ésta era la habitación de Sergey, aquí te puedes quedar sin quieres… -Elena la miró.
-A mí me gustó tu habitación…
-No hay problema, haré que cambien todas mis cosas aquí y tú te quedas con mi habitación...
-No, creo que no entendiste… quiero que compartamos la habitación… -Yulia no sabía que decir, y Elena la miraba profundamente a los ojos.
-No voy a escaparme de noche Elena, no hace falta que seas mi niñera… -Yulia tenía cara de enfado y a Elena le fascinaba, aunque arriesgara mucho.
-Sé que no, solo quiero compartir todo lo que pueda contigo… -Yulia miraba el piso.
-Bueno, perdóname, entonces hago traer tus cosas aquí… -Yulia igual seguía incrédula.
-No, deja… yo bajaré a decirle a Amanda que traigan mi maleta...

Elena emprendía la bajada por la escalera mientras Yulia entro a la habitación y cerró la puerta, apoyándose en la misma… estaba muy nerviosa, no sabía que pasaría cuando se acuesten en la misma cama, solo pensaba que cuando Elena le propuso en irse con ella nunca entendió que era literalmente, pero Yulia desconfiaba, pensaba que lo hacía para lavar sus culpas, y no se dejaría engañar otra vez.

-Disculpa… ¿Amanda?
-Si señorita Katina…
-Si es posible que suban mi maleta, y puedes llamarme Elena
-Como no… -Amanda asintió y llamo a una mujer del servicio.
-Si señora Amanda…
-María… Lleva la maleta de la señorita Elena a la habitación que pertenecía al señor Sergey.
-Sí, señora…
-Perdón… -Interrumpió Elena. -Pero mi maleta va a la habitación de Yulia…
-Sí, señorita…

María miró a Amanda y esta pestaño incrédula…Elena observaba lo pasmada de ambas mujeres…Amanda no podía creer lo que estaba pasando y a Elena le daba satisfacción esa actitud, aunque en el fondo le molestaba tener, a la que suponía, la amante de Yulia bajo el mismo techo, pero eso lo arreglaría a medida que pasara el tiempo. Elena subió a la habitación de Yulia y esta estaba sentada en un sillón mirando por la ventana, Elena se acercó.

-Es un hermoso paisaje desde aquí…
-Siempre me gustó sentarme y contemplar el jardín…
-¿Lo elegiste tú?... El jardín…
-No, no sé nada de flores ni de plantas, solo me gusta mirarlas… ese era el pasatiempo de Sergey…
-¿Mi hermano hizo éste jardín?... –Elena estaba muy sorprendida.
-Sí, era un apasionado de las plantas, flores y la vida natural…
-Sinceramente no lo sabía…
-Es que él nunca se lo dijo a nadie, y menos a tu padre… bueno tu madre si lo sabía y lo ayudó con el jardín…
-Me imaginé… -Elena tenía la mirada perdida en el inmenso jardín.
-Bueno cuando el murió, Amanda se ocupó de todo, ella conoce mucho de botánica y de hecho le ayudo a Sergey…
-Ah… o sea que Amanda cuida del jardín ahora…
-Si… ella se encarga de toda la casa…
-¿Ella es la hija de tu nana verdad?...
-Si lo es y la nieta de la nana de mi madre, ella aquí está porque quiere, no lo necesita, te ruego que no la trates como una criada porque no lo es… -Yulia lo enfatizó dejando asombrada a Elena.
-No suelo ser prepotente con la servidumbre Yulia…
-Ella no es servidumbre Elena, ella es mi… amiga…
-Está bien Yulia, no hay problema…
-Gracias…

Elena se fue hacia el tocador, cuando cerró la puerta, maldijo en silencio mil veces, para Elena esa Amanda era un gran estorbo, pero se la tenía que aguantar, al menos por ahora. Saliendo del tocador, Yulia estaba en el vestidor de la habitación y Elena se acercó.

-¿Estas ordenando?
-No, en realidad te estoy haciendo espacio, mañana hare sacar muchas cosas que ya no uso para que las donen en caridad…
-¿Las donas?... -Elena se acercó a ver que apartaba. -Trajes de Armani, camisas de Gucci, que donación tan interesante Yulia…
-¿Perdón?... -Yulia la mira extrañada.
-Imagino a un indigente vistiendo de Armani… muy interesante... -Elena sonríe irónicamente y Yulia suspira.
-Dono siempre mi ropa a una asociación que hace subastas de diseñadores, obtengo mi cheque y se lo doy a Las Hermanas del Sagrado Corazón, que tienen un comedor para gente indigente.

Elena no salía de su sorpresa mientras Yulia seguía apartando la ropa con cuidado.

-Perdón, Yulia… de verdad no sabía que existía algo así… -Elena no sabía que decir o hacer, Yulia le sonrio.
-¿Dónde crees que va a parar tu ropa que ya no usas?... ¿Qué crees que hace Inessa?...
-¿Mi madre también lo hace?...
-Y la mía… por ellas conocí esto hace años…
-Conoces a mi madre más que yo…
-Adoro a tu madre…
-Disculpa… estoy apenada… detesto la ignorancia…
-No pasa nada Elena, solo no sabías y ya está… -Yulia se acercó y le toco la mejilla. -Porque no desarmas tu maleta así acomodas tus cosas…
-Sí, está bien… -Elena sonrió ante el contacto de Yulia, y comenzó a desarmar su maleta.
-¿Quieres cenar algo en especial Elena?
-¿Y tú que quieres cenar?
-¡Hamburguesa!
-Eso sí que no Volkova, de ahora en más comerás sano y nutritivo, estás muy baja en peso.
-Aburrido...
-Más aburrida estarás en un hospital cuando te interne por anemia.
-Uyyy Doctora… que miedo… -Yulia sonreía y Elena estaba seria.
-Así que bajaré a ver lo de la cena…
-Está bien… yo acomodaré algunas cosas y bajaré.

Elena bajo a ordenar la cena, y en la cocina se encontró con Amanda.

-Buenas noches Amanda, quisiera ordenar la cena…
-Usted dirá...
-Quisiera unas verduras verdes al vapor y pollo sin piel, el condimento no debe ser picante…
-Muy bien, no habrá problema…
-Perfecto, mejor que el condimento sea como le gusta a Yulia...
-Elija usted, ella comerá hamburguesa…
-Yulia comerá lo mismo que yo...
-Yulia no come verduras… hoy es miércoles y come hamburguesa...
-Perdona Amanda, pero Yulia está baja en peso, y necesita nutrientes, y de ahora en más yo ordenaré su comida…
-Lo que usted diga… -Amanda estaba que se la llevaba el diablo, pero tuvo que aguantarse, mientras Elena emprendía la partida pero se dio un giro y volvió hacia Amanda y otras dos mujeres, del servicio, que entraron a la cocina.
-Disculpen… ¿Se podrían retirar?… -Elena miro a toda la servidumbre. -Usted no Amanda, con usted quiero hablar…
-Usted diga…
-No quiero ni una botella de alcohol en la casa…
-Eso será un poco imposible, esta casa tiene una bodega en el sótano, a Yulia le gusta coleccionar bebidas añejas…
-Lléveme ahí por favor…

Amanda la condujo a la bodega de la casa, que se hallaba en el sótano, de pronto llegaron a una gran puerta de metal con un tablero digital… Amanda coloco un código de letras y números, y la puerta se abrió.

-Mucha seguridad para unos vinos… -Elena lo dijo con ironía ya que parecía una bóveda.
-Antes no era así, pero cuando el señor… disculpe.
-Sigue Amanda, sé el problema de mi hermano con la bebida…
-Bueno, Yulia mandó a poner ésta puerta, por el problema del señor Sergey… Pase adelante...
-¡Dios!… pero esto es algo más que una bodega…
-Sí, digamos que no podíamos tener nada que haga daño en la casa, así que no teníamos ni cuchillos, ni fármacos, ni ningún químico… Así que Yulia creo este lugar...
-¿Tú sacabas los cubiertos diariamente?...
-No, el último tiempo toda la vajilla fue guardada aquí… comíamos con utensilios de plástico…
-No pensé que la situación era tan complicada… -Elena frunció el ceño.
-Solo lo fue el último tiempo, cuando intentó atacar a…
-¿A quién?... -Elena tomo aire. -¿A Yulia?... ¿Sergey intentó atacar a Yulia?...
-Perdón creo que hablé de más…
-¿Sergey daño a Yulia?... -Elena preguntaba insistentemente buscando la mirada de Amanda.
-Señorita Katina…
-¡Elena, dime Elena!...
-Elena… él estaba fuera de sí, no sabía lo que hacía…
-¡¿Qué le hizo?!...
-La llevó con un cuchillo, apoyándolo en su cuello, desde la cocina hasta la habitación, quería que Yulia le de sus pastillas… Ella quiso zafarse y el la cortó detrás de la oreja… la soltó y reaccionó cuando vio como la sangre fluía, y ella caia al suelo… entró en pánico y se cortó las muñecas, a Yulia la suturaron y al Señor igual, no llego acortarse tan profundo, de ahí en más ella ordenó que todos los utensilios deberían estar aquí y la clave la tenemos solo ella y yo.
-¿Por qué no lo internaron?...
-El señor no quería y disculpe, pero su padre tampoco, Yulia no tenía mucha alternativa, sino sería un escándalo...
-Y ella no quería perjudicar a mi padre y a Sergey… ¿Verdad?...
-Creo que ese era el fin…
-¿Tú estabas el día que se suicidó mi hermano?...
-Era mi día libre, y el señor Sergey saco a toda la servidumbre de la casa…
-¿De dónde sacó el arma?...
-Golpeó a uno de los custodias de la mansión y así obtuvo el arma… Creo que estas cosas debería de preguntárselas a su familia no a mí…
-Lo siento Amanda, pero tú me las contestarás, Yulia está en una situación complicada y con mi madre es doloroso, como podrás entender… -Amanda giró sus ojos, suspiro y comenzó a hablar.
-Yo me había olvidado algo en la casa y volví, cuando estaba entrando escuche el disparo y luego el silencio, corrí hasta la biblioteca y Yulia estaba fuera con las manos en sus oídos, yo estaba atónita y salió el señor Vladimir…Yulia reaccionó y entro corriendo, yo me acerqué, despacio cuando vi la situación Yulia estaba en el piso arrodillada y Vladimir la tenía abrazada… ella gritaba que lo toque, que Sergey debería estar vivo, porque no le haría eso a ella… -Amanda derramó lágrimas y Elena también lo hacía. -Yo no creo que el resto sea importante…
-¿Por qué?... ¿Acaso tiene que ver con mi padre?...
-Lo siento…
-No lo sientas y dime toda la verdad… porque si no jamás podré ayudar a Yulia… -Amanda titubeó, pero en el fondo, vio en la mirada verde de Elena un interés genuino en ayudar a Yulia.
-Yo seguí de pie en la puerta, no podía avanzar, estaba bloqueada…Vladimir llamó a su padre y a los veinte minutos el ingresó a la mansión con muchas personas, Sergey estaba… estaba con el arma en la mano y su cabeza sobre el escritorio en un charco de sangre, su padre se acercó, y puso su mano en la espalda y le beso la cabeza, despidiéndose… Yulia aún estaba en el piso y su señor padre le dijo que esto no salía de aquí, que para todos Sergey se había caído del caballo y se quebró el cuello, Yulia lo miro extraña, y le empezó a decir que era su culpa, y su padre la convenció de que no…. y que eso era lo que dirán, Vladimir sacó a Yulia de ahí, yo seguí estática… vi cuando lo levantaron y le juro… que no lo imaginé pero a pesar de la cantidad de sangre en su rostro, su expresión era calma, me permito decir que hasta de paz.
-Dios… -Elena lloraba en silencio, y recordó que Vladimir le había relatado que Sergey se disparó sonriendo.
-La gente de su padre le dieron a Yulia unas pastillas, y la dejaron no dormida pero si dopada… Llegó una camioneta a la puerta y se lo llevaron… de ahí en más supongo que usted debe saber más que yo…
-¿Yulia volvió aquí?...
-Después del entierro, quiso volver, así que la señora Larissa se instaló aquí…
-¿Cómo fueron esos días?...
-Complicados, Yulia estaba enojada, con mucha ira, hizo sacar al jardín todos los muebles de la biblioteca, luego le echó combustible y los prendió fuego, cuando Larissa quiso intervenir la hizo sacar por la seguridad, igual que a mí y a Vladimir, luego aventó ropa, fotos y todo lo que pertenecía al Señor Sergey, lo único que conservó fue la lagartija…
-¿Decía algo mientras quemaba las cosas?...
-Perdón, pero insultaba a Sergey, decía que la traicionó y que la abandonó…
-Sergey significó mucho para Yulia… -Elena tenía la mirada gacha.
-Si me permite, era su vida, su amigo, su hermano, su confidente, su mano derecha, Sergey era todo para ella… menos su amante…
-Continua, sé que ambos eran gay…
-Bueno, ellos eran felices a su manera, se acompañaban… eran un complemento, menos en el sexo de pareja, ya que ambos amaban a personas diferentes…
-Mi hermano adoraba a Yulia, pero enfermó…
-El señor era una persona hermosa y maravillosa, pero el tipo ese lo enfermó y las porquerías que empezó a consumir…
-Gracias Amanda… traiga todo lo que sea alcohol aquí, también todo lo que tenga que ver con fármacos, Yulia está débil y cualquier cosa puede ocurrir para que quiera olvidar… y cambie las claves por favor…
-Como usted diga…

Elena volvió a subir a la habitación y no encontró a Yulia, la busco y descubrió que se estaba duchando así que se sentó a esperarla, mientras lo hacía recordaba todo lo que le había contado Amanda y en el fondo se preguntaba si la falencia sexual entre su hermano y Yulia, a ella la calmaba Amanda… esa idea la preocupaba… pasaron diez minutos y Yulia salió del baño secándose el cabello, con un bóxer blanco diminuto y una camiseta de tirante blanca pegada al cuerpo, Elena no pudo evitar mirarla al detalle y Yulia se detuvo al verla observándola… las miradas se cruzaron… y en la habitación lo único que se escucharon fueron ambas sonoras y aceleradas respiraciones.

Continuara…

JuanaLaLoca

Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 25/05/2015
Edad : 26
Localización : Argentina

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por andyvolkatin el Vie Sep 25, 2015 4:56 pm

Hola Very Happy
es enserio hay la dejas yo quería seguir leyendo
pero se va descubriendo mas cosa sobre aquel día
y anterior a el lo de Amanda me intriga y lo de Anastasia todavía mas pero me imagino que lo dejaras para mas adelante. Rolling Eyes
Espero la sigas pronto me dejaste intrigada- siempre voy apoyarte y defender sobre comentarios malintencionadas que no es bueno hablar.
Saludos study

andyvolkatin

Mensajes : 289
Fecha de inscripción : 27/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por LENYU el Sáb Sep 26, 2015 12:17 pm

Que capítulo zona Juanita! Estoy enamorada de Lena *=* espero una continuación rapidita! Y sabes Juani que sos la única y la original! Wink

LENYU

Mensajes : 62
Fecha de inscripción : 28/05/2015
Edad : 23

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por mlizardo3 el Sáb Sep 26, 2015 3:07 pm

Demasiada buena. Esperando con ansias la continuacion.

mlizardo3

Mensajes : 4
Fecha de inscripción : 10/09/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Kano chan el Sáb Sep 26, 2015 3:30 pm

Sad lo sabia lo haces a propósito !!!
En fin que pasada de capitulo !! me ha encantado !!!! Razz
acá es cuando una se da cuenta de lo increíble que eres ... no espera, eso ya lo sabia desde que empece a leer el fic tongue
haha bueno que decir mas que me has dejado sorprendida ya que creía que estábamos cerca del final y .... bang sales con este super capitulo así que me has dejado muy feliz Embarassed
aqui estare muerta de ansiedad hasta que actualices, te acosare hasta que publiques tenlo por seguro hahah nah tal vez
Saludos y exitos.
love your fic's bounce

Kano chan

Mensajes : 241
Fecha de inscripción : 08/05/2015
Edad : 24

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Aleinads el Sáb Sep 26, 2015 7:51 pm

Pero Que capitulo Juana! Woow study affraid Completamente fenomenal, con muchas muchas ansias esperare la continuación porque uuuffff tantas cosas juntas te dejan con la boca abierta y ganas de seguir leyendo esta historia tan fantástica! bounce I love you Smile

Aleinads

Mensajes : 420
Fecha de inscripción : 14/05/2015
Edad : 27
Localización : Veneuela

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por chantalkatina el Lun Sep 28, 2015 3:29 am

Coffff coffffffffffff coffffffffffff awwwww!! Que capítulo más revelador Shocked Elena me atrapa, para mi esta llena de secretos y ni quiero imaginar la sorpresa que nos vas a dar capitulo por capitulo. Surprised ni rastros de Anastasia que intriga!! Continua!! Y una pregunta, se disculpo contigo la que te ha difamado?

chantalkatina

Mensajes : 38
Fecha de inscripción : 30/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Jeyatastars el Lun Sep 28, 2015 6:20 am

Qué capítulo, parece que las cosas van tomando un buen cauce, pero no me confiaré todavía. Me gusta mucho esa actitud de Lena de ahora si luchar por Yulia, era hora. Me gusta que mantenga su sarcasmo, es lo que le da un toque especial. Y me encanta que Yulia se deje querer, y aunque se que es muy débil frente a Elena y eso es un arma de doble filo, también es reconfortante leerla en un personaje así. Ya estoy esperando la conti.
Gracias por no bajar los brazos Juana. Comentarios mal intencionados, ni caso hagas. Son muestras de que la envidia es grande cuando el trabajo que uno hace es excelente. Nosotros los que te conocemos desde la intriga, sabemos quien sos como escritora. Así que ni te preocupes por nadie, siempre tendrás a tus lectores esperando por tu obra genia. Saludos. Y no tardes la conti. Very Happy Smile Like a Star @ heaven

Jeyatastars

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 25/05/2015
Localización : In the arms of Jenny, Yaya & Tamao

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Francis18 el Mar Sep 29, 2015 4:38 pm

Hola hermosa y no soy mishell volkova... Soy Francis la famosa Analizadora yo te seguía en el otro foro que cerraron y lastimosamente no pude continuar leer una historia que estaba leyendo que mal... No voy a dar mi punto de vista porque en este momento me deja mucho que decir.... Pero espero que como siempre mi hermosa las dejes juntas como siempre por favor....

Francis18

Mensajes : 11
Fecha de inscripción : 21/09/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por JuanaLaLoca el Miér Sep 30, 2015 10:14 pm

Buenas Noches bellezas!!! gracias por todo lo que me dedican!! gracias por el apoyo y espero que sigan disfrutando de esta historia...

Andivolkatin: Dejare algunas cositas para más adelante… Gracias por tu apoyo y siempre estar pendiente de cada capítulo muchos gracias!!!! Muchosss besosssssss
Lenyu: estas enamorada de Lena… ponte en la cola!!! Jajajajajajaja muchos besossssss
Milizardo3: Gracias!!! Me emociona que te guste!! Muchos besosssssssss
KanoChan: soy malaaaaaaaa!! Jajajajajajajaj falta para el final este es largo! Espero que lo sigas disfrutando y me emosiona todas tus palabras para conmigo! Muchos besossssss
Aleinads: muchas gracias!! Aca te dejo este nuevo capitulo espero que lo disfrutes! Muchos besossss
Chantalkatina: sigue ahogándote!! Jajaajajajajajaja Lena es una caja de sorpresas!! Ni rastros!! Wink muchas gracias!! Muchos besosssss
Slumholdt: mi incondicional!! No desconfíes de mí!! Jajajajajaja gracias por siempre comentar tan inteligentemente mi historia me llena de alegría leerte, porque es muy fuerte que alguien te lea y comente cada capítulo de todas las historias… GRACIAS!! Me pongo colorada con tus dichos! Muchos besossssssss
Francis18: PERDON!!! De verdad que lamento haberte confundido es que esa chica siempre hacia análisis muy buenos y extensos de los capítulos de mis anteriores obras… mil perdón!!! Y gracias por tus dichos y espero con análisis tus análisis Smile veremos  que va sucediendo Gracias y besosss!
A todas y cada una de las lectoras un abrazo y besos y no olviden mi twitter @juanalaloca9191 besossssss!!!


Capítulo 15 (Convivencia)

Respiraciones… Miradas… Suspiro.
-Elena… no sabía que ya habías vuelto…
-Perdón tú, debes de necesitar privacidad… -Elena miró hacia otro lado, sonrojada.
-Bueno… dormiremos juntas, debemos aprender a vernos… ¿No?... -La expresión de Yulia infantil hacia que Elena se relajase.
-Por supuesto… -Elena paso saliva y la volvió a mirar al rostro, tratando de no mirar su cuerpo.
-¿Ya ordenaste la cena?... -Yulia se seguía secando el cabello y se veía natural aunque en el fondo estaba muy nerviosa al estar semidesnuda frente a Elena, solo porque era Elena, si fuera cualquier otra mujer no le importaría incluso estar desnuda.
-Por supuesto, comeremos pollo y verduras…
-¡¿Qué?!... -Yulia la miró pasmada.
-Sé que tu menú de miércoles era hamburguesa, pero lo siento Yulia… debes comer nutrientes, estás demasiado delgada…
-¿Tú crees?... Yo me veo bastante bien… siempre he sido así pequeñita… -Yulia se veía al espejo de cuerpo completo y a Elena le dio gracia su actitud de niñita, de girar de un lado al otro con el ceño fruncido. -Gracias por cuidar de mí Elena… -La miro a los ojos y se sintió nerviosa de cómo Elena la observaba… -Bueno me coloco la bata y bajamos…
-Bien…

Elena se puso de pie y se dirigió a la puerta bajo la mirada atenta de Yulia que se acercó a ella y salieron del cuarto, bajando la escalera… llegaron al comedor, donde la mesa ya estaba colocada, ambas se sentaron, Yulia en la cabecera de la mesa como era su costumbre y Elena a su lado izquierdo, pero frunció el ceño al ver dos lugares más.

-¿Esperamos visitas?
-No…
-¿Y estos lugares?... -En ese momento irrumpió un muchacho rubio vestido de negro, bajo la mirada atónita de Elena y se acercó a Yulia que se puso de pie y se abrazaron con fuerzas.
-Me alegro que hayas vuelto enana…
-Yo igual lungo… -Sonreían mientras Elena los observaba. -Oh perdón… Elena te presento a Marcus Miskin…
-¿Elena Katina?...
-Si…
-Un placer conocerla… fui chofer de su hermano dos años… y ahora lo soy de Yulia…
-El placer es mío… -Elena le sonrió y Marcus se sentó, pero faltaba ocupar el lugar de la derecha de Yulia y a los diez segundos, entraron Amanda y una muchacha del servicio con bandejas, que una vez colocadas en la mesa, para sorpresa de Elena, Amanda le da un pequeño beso en la boca a Marcus.
-Hola amor…
-¿Pero qué ha pasado?... ¿Hoy no es miércoles de hamburguesas?...
-No hoy querido, la señorita Katina ha cambiado el menú para el bien de Yulia... -Amanda se sentó al lado de Yulia y Marcus la miró extrañado ya que jamás ninguna mujer tocaba la comida de la casa, pero Amanda lo miró furtiva y el muchacho se calló.

La cena fue tranquila, hablaron del país, hasta de chismes de farándula, Elena observaba a Amanda y a Marcus lo bien que aparentaban llevarse y no podía entender el cinismo de Yulia en tener a su amante y al esposo de esta bajo su mismo techo, encima ser amiga de este, eso enojaba a Elena de una manera ilógica y Yulia lo notaba, ya que mientras Elena se concentraba en la pareja ella lo hacía sobre Elena, la cena terminó… Elena se excusó y subió al cuarto, Amanda se retiró a la cocina y quedaron solos Yulia y Marcus.

-¿Elena Katina?... ¿Estás loca de verdad?... ¿Segura que te acomodaron los tornillos?...
-Parece que no… -Yulia le sonrió. -No puedo sola, ya no puedo y es la única oportunidad que tengo…
-¿Por qué ella?...
-Ya sabes la respuesta…
-Porque la sé, no la entiendo, pero ahora que la conozco, más allá de esa vieja foto que guardabas, me doy cuenta porque tan prendada de ella…
-Marcus no estoy bien, no he superado muchas cosas y no la he superado a ella, sé que esto es un acto de caridad de parte de Elena, pero… ya ni me importa y lo voy a aprovechar… -Marcus le palmea el hombro y asienta… Yulia se puso de pie para dirigirse a la habitación.
-¿Enana?... -Yulia giró para verlo. -Cuídate, no olvides quien y como es…
-Nunca…

Yulia sabía quién era Elena Katina y de lo que era capaz, pero la amaba a tal punto de perder su vida… de arruinarla y de abandonarlo todo, pero ahora era diferente, se necesitaban mutuamente y eso era un plano muy distinto. Yulia subía las escaleras despacio, sabiendo que dormiría con Elena y eso le causaba más miedo que placer, si miedo, porque no podría soportar que Elena juegue con ella de otra vez, para Yulia era todo precaución.
Cuando entro a la habitación sintió el ruido de la regadera del baño, señal que Elena se estaba duchando, Yulia se sintió nerviosa y no sabía qué hacer, así que decidió desvestirse, dándose cuenta que ni sabía si tenía unas pijamas, ya que no usaba, abrió varios cajones y nada, resignada se quitó la bata y se acostó como cuando salió de la ducha, tomo un libro que tenía en su mesa de noche, se colocó sus anteojos y se puso a leer aunque lo hacía por inercia y no prestaba mucha atención, minutos después escucha que Elena cierra el grifo y al momento sale envuelta en una blanca toalla su cuerpo y también su cabello, no percatándose de la presencia de Yulia en la cama… al hacerlo actuó todo lo natural que pudo.

-Yulia… pensé que te quedarías abajo con… tu amigo…
-No, estaba cansada, aparte mañana hablaré con él más tranquila...

Yulia siguió leyendo como no dándole importancia que Elena estaba solo con una toalla frente a ella, pero ya su cerebro empezó a torturarla con lo que habría debajo, se trató de concentrar en la lectura y no quitaba la vista del libro, Elena la observaba y por dentro sonreía, ya que nunca pensó que Yulia podría ser tan infantil, esa faceta no la conocía de la ex rubia y actual pelinegra, siempre pareció adulta, pero ahora Elena descubría a una Yulia sensible que no conocía ni imaginaba.
Elena se retiró al vestidor para poder cambiarse, Yulia respiro, porque por un momento, temió que Elena, sin ningún tapujo, se quitara la toalla y se vistiera delante de ella… pero por suerte o desgracia la fantasía de Yulia no se cumplió y la pelirroja se encerró en el vestidor.
Después de unos largos minutos salió de él dejando sin palabras a Yulia, ya que Elena tenía un corto camisolín de seda negro a mitad de muslo… dejando al descubierto las hermosas piernas, y cuando subió la mirada el panorama era peor o mejor, ya que tenía un escote, que aunque discreto, era imposible esconder los atributos de Elena, Yulia paso saliva y puso el libro prácticamente delante de sus narices, Elena aún no se percataba de la situación de Yulia y tomo una crema y comenzó a pasársela sobre las piernas, Yulia no podía verla ya que le daba la espalda pero se lo imaginaba por los movimientos que hacía y luego lo hizo sobre sus brazos y la guardo en su mesa de noche, para Elena era totalmente natural, pero llegaba el momento de meterse en la cama, y si bien Yulia estaba a un par de metros, ya que la cama era enorme, Elena paso saliva al saberse en la misma cama… aunque quería hacerse la superada, era algo incómodo, pero todo tenía un motivo, y el de Elena sería, no solo recuperarla a Yulia psicológicamente, sino que está la aceptara como pareja… pero no la presionaría, solo pasaría algo entre ellas cuando Yulia lo decida y sabía que, si bien la pelinegra la deseara no confiaba en ella y eso Elena lo sentía, así que primero debía recuperar la confianza y luego el resto, así que sin más, se metió debajo de las sabanas y ella tomo una revista y comenzó a leerla… el silencio comenzó a ser incómodo y Yulia decidió romper el hielo.

-¿Lees siempre de noche?... -Yulia la miraba esperando su respuesta… -Elena la miro y no la dejó esperar.
-Trato de hacerlo diariamente…
-¿Y lees algo en especial?... -Elena sonrió y le mostró la portada de la revista que rezaba: “Más Psicología”. -¿Y es interesante?...
-No sabes cuánto… -Yulia frunció el ceño por la respuesta muy irónica de Elena, aunque ésta no tardó en aclararle. -Esta gente lleva un par de años pidiéndome hacer una columna mensual en su revista, pero me he negado…
-¿Por qué?...
-Por dos motivos: el primero y el principal, es que sus artículos solo tienen una connotación sexual… eso no me gusta y lo segundo es que el que dirige la revista es un… -Elena se frenó cuando iba a continuar y apretó la mandíbula.
-¿Un qué?... -A Yulia le intrigaba lo que iba a decir y Elena decidió no mentir.
-¡Maldito libidinoso que me ha estado persiguiendo desde que estaba en la universidad!... y…. ¡¡No lo soporto!!... -Yulia se sorprendió, y se quitó los anteojos mirándola a los ojos.
-Me alegro que nunca te dejes amedrentar por un estúpido… pero sinceramente, yo no seré psicóloga, pero se nota que le tienes resentimiento… -Elena volvió a hacer una mueca extraña y le quito la mirada a Yulia, mirando la revista.
-Muchas veces me he sentido acosada por él… -A Yulia su mirada se le hizo de ira, no soportaba la idea de que Elena pudiera sufrir acoso en la universidad.
-¿Nunca se lo dijiste a nadie?...
-¡No necesitaba a nadie Yulia, podía defenderme sola de él, y de hecho lo hice!...
-Podrías haber acudido al centro de estudiantes… -Yulia lo dijo bien bajo porque temía la respuesta de Elena que la miro nuevamente.
-Tú eras la presidenta y mi hermano el vocal, Jamás me hubiera mostrado débil frente a ustedes y mucho menos les hubiera pedido ayuda… fui una idiota, pero pude manejarlo…-Yulia le sonrió y le tomo la mano, haciendo pequeños círculos en el dorso de la misma.
-Siempre admiré tu fortaleza y tu hermano también lo hacía…
-Sí, pero siempre creyeron que era una mujer de hielo…
-No eres de hielo Elena, solo eres fuerte, demasiado para lo que el resto de los mortales podemos imaginar… o podemos manejar… -Elena bajo la vista nuevamente.
-Lo siento Yulia… no sabes…
-Shhhhhh Todo pasa por algo en la vida Elena…
-Algún día tendremos que hablar Yulia, pero solo cuando tú quieras…
-Gracias… -La sonrisa de la pelinegra derretía a Elena.

Yulia soltó su mano y volvió a su lectura y Elena hizo lo mismo, media hora más tarde Yulia se quedó dormida con sus anteojos puestos y el libro abierto sobre su pecho, Elena la observo y se acercó a ella, saco el libro de arriba de su pecho y lo colocó sobre la mesa de noche… luego le quitó los anteojos y cuando lo hizo, no pudo evitar acariciarla delineando su mentón… pasando su pulgar apenas rozando sus labios… Elena sonrió y luego ella también se durmió.
Por la mañana la primera en despertar fue Elena, que sintió una punzada en su espalda.

-¡Pero qué diablos!... -Lo dijo en voz baja… cuando intentó girar descubrió que detrás de ella estaba Yulia, pegada con las rodillas clavadas en su espalda y su mano en la cadera de Elena… lo que le produjo, a pesar del malestar en su espalda, una sonrisa en la pelirroja… despacio le quitó la mano de su cadera y salió de la cama, se cambió… se acercó y sin que Yulia se percatara, la pelirroja le dio un pequeño beso en los labios y bajo a desayunar, tenía que volver a la empresa y así lo hizo. Dos horas más tarde, Amanda subió a la habitación para despertar a Yulia, ya que Larissa había llegado a la casa… Yulia se vistió rápidamente para ver a su madre.

-Parece que el haber vuelto a tu casa te regresó el sueño…
-Hola mami… -Yulia se tiró prácticamente a los brazos de Larissa que a pesar de lo sorprendida la abrazó con fuerzas.
-Tienes un semblante hermoso Yulia…
-¿Tú crees?...
-Claro que lo creo… -Entra Amanda diciéndole que esta el desayuno servido.
-Ven mami vamos al comedor…
-Claro hijita…

Ambas se sentaron en la mesa, entra parte del servicio a servirle a Yulia, que estaba desconcertada.

-Perdón… ¿Pero dónde está mi chocolate?...
-Lo siento señorita pero nos ordenaron servirle esto… -En eso entra Amanda con tostadas y miel.
-¡Pero qué diablos Amanda!… ¿Mi chocolate y mis porciones de torta?...
-Lo siento Yulia, pero es esto lo que ordenó Elena para ti...
-¡¿Qué?!...
-Mira Yulia no voy a discutir contigo, tú dijiste que acatáramos las ordenes de Elena…
-¡¡Pero no tú!!
-¡¡Yo también!!... y además estoy de acuerdo con ella, si me disculpas tengo cosas que hacer...

Yulia estaba desconcertada y Larissa sonreía…

-¡¿De qué te ríes Madre?!... A mí no me da gracia y ya hablaré con Elena cuando vuelva…
-¡¡Tú no hablarás nada!!... Y Elena tiene razón, estas mal alimentada y no me gusta...
-Mamá por favor…
-¡¡Nada!! ¡¡Tú quisiste a Elena aquí, ahora te aguantas!!...
-¡Pero ella no me consultó!...
-¡No tiene porque!... Y deja de hacer berrinches Yulia, que bastante grandecita estás...
-¿Tú crees que lo hace porque me quiere o porque tiene culpa?...
-Eso no te lo puedo decir yo hija… ¿Y tú que sientes?...
-No se… por lo que lo haga no me importa… me gusta estar con ella… y mientras dure…
-¿Y si no dura?... ¿Qué harás?... ¿Volverás a hacerte daño?...
-No mamá… pero pondré todo de mi para que funcione…
-¿Tanto la quieres Yulia?...
-¡Como no tienes una idea!...
-Ella también te quiere…
-Eso me lo dijo, pero no se…
-¿Qué no sabes?...
-No sé si confiar en ella…
-La confianza se la tendrás de apoco…
-Si… Elena me dijo que iremos hablando, solo cuando yo quiera…
-¿No le importo dormir en la habitación de Sergey?...
-Bueno, en realidad no duerme ahí… duerme conmigo...
-¿Qué?...
-Ella quiso dormir conmigo… y no pienses mal… solo dormimos... -Larissa suspiro profundo.
-¿Y cómo lo estás llevando? -Larissa la miraba tratando de que no se le escape ni un gesto.
-¡Hay madre por favor!...
-Vamos Yulia, toda tu vida enamorada de Elena y ahora comparten tu cama… ¿Quieres que yo me crea que no la deseas?…
-¡Si la deseo, pero no confió en ella!...
-Solo espero que la “terapia” que te está dando Elena, no termine en desgracia…
-Hay madre ya deja el drama…
-Ya veremos…
-Mejor hablemos de la empresa, porque Elena no me ha dicho nada…
-¿Cuándo volverás?...
-Pienso estudiar todo y volver… en una semana…
-Me alegro, la empresa te necesita, Elena y Vlad hacen lo que pueden, sin ti no es lo mismo, pero todo está relativamente en orden…
-Eso pensé…

Yulia siguió desayunando mientras hablaban de la empresa y de los nuevos contratos. Por su parte Elena estaba en la empresa arreglando varias cosas y de pronto llega Vladimir, que sin golpear irrumpe en su oficina.

-Así que como buen escorpión te llevaste a tu guarida la presa para darle el zarpazo final…
-Buen día Vladimir, yo estoy MUY bien… ¿y tú?…
-Déjate de sarcasmos y formalidades Katina, conmigo no tienes que teatralizar nada…
-La verdad que siempre he sido una MUY buena actriz y me sirve… para todo… -Elena sonreí socarronamente.
-¡¿Que pretendes con esto Elena?!… ¡¿Quieres verla a los ojos mientras muere?!...
-¡No te voy a permitir que me trates de ésta manera! -Elena se puso de pie y golpeo su escritorio…
-¡¡Y yo no te voy a permitir…
-¡¡Basta!! -Larissa irrumpió en la oficina de Elena ya que los gritos se escuchaban desde el pasillo… -¡¡Vladimir ven conmigo urgente!!... -Vlad hizo caso omiso y se retiró con Larissa, entrando a la oficina de Yulia.
-Larissa quería…
-¡¡Nada!!... ¡¡Ya basta de tus odios y celos hacia Elena!!...
-¡¡No puedo creer que estés de parte de ella!!...
-¡¡Yo estoy de parte de mi hija!!... Y hoy lo mejor para Yulia se llama ELENA KATINA…
-¡De solo escuchar su nombre me enfermo!…
-Por Dios Vlad, entiéndelo como lo he hecho yo, Elena es lo único que quiere Yulia…
-Yo no pretendo nada de Yulia, no soy estúpido, ella es lesbiana, ni siquiera es bisexual, se perfectamente que mis posibilidades son de cero, pero no me importa con quien está, incluso siempre la he alentado a que tome enserio alguna que otra chica que había aparecido en su cama, pero a Elena no, a ella NO, no lo soporto… ¡Porque la víbora esa lo único que hará será llevarla a la tumba!...
-Ese es tu problema Vladimir… -Larissa tomo su cartera para retirarse. -Si pones a Yulia entre la espada y la pared, tú serás el que se tendrá que alejar, incluso de aquí, porque ante Elena… ni siquiera yo tengo oportunidad… mal que me pese...
Larissa se fue dando un portazo y Vladimir se quedó sumido en sus pensamientos, Elena se encontraba en el entre piso y escuchó toda la conversación, y aunque no lo sintió como un triunfo… lo era, era un amargo triunfo, pero lo era. Elena se apresuró a bajar, ya que sabía que Larissa iría a hablar con ella, y no quería que se dé cuenta que estaba escuchando, Natalia la entretenía con una documentación, lo que le dio tiempo de llegar detrás de su escritorio, pasaron solo unos minutos y Larissa toco la puerta.

-Pase…
-¿Tienes un minuto Elena?...
-Por supuesto… y la próxima vez pasa directamente, esta es tu oficina y me incomoda que toques…
-Y a mí me incomoda no tocar…
-Perfecto… aprovecho para pedirte disculpas por el papelón que estábamos haciendo Vladimir y yo…
-Acepto tus disculpas, pero no las justifico… no me gustan esa clase de escándalos en mi empresa…
-Tienes toda la razón Larissa… intentare que ya no ocurra más…
-Yulia se reintegrará y quiero que tenga paz…
-Créeme Larissa que pretendo lo mismo que tú…
-Lo sé, y de eso quiero hablar…
-Dime… -Elena se cruza de piernas al mismo tiempo que lo hace Larissa y ambas se miran profundo.
-No vengo a atacarte ni mucho menos Elena… pero quiero saber las verdaderas intenciones que tienes con mi hija… ¿Qué quieres de Yulia?... -Larissa esperaba la respuesta de Elena que suspiró e hizo un gesto un tanto desconocido por Larissa, luego alzó la cabeza y miro a los ojos a Larissa..
-¡Todo!... Eso quiero de Yulia… ¡Todo!... Quiero tener su confianza, quiero que recupere su alegría, quiero sus besos, quiero su amor… ¡Lo quiero TODO!...
-Suenas muy posesiva…
-Mira Larissa dejémonos de rodeo, yo soy posesiva… siempre lo he sido y Yulia lo sabe de sobra… aunque nadie me crea, he amado a Yulia toda mi maldita vida y ahora que tengo una mínima posibilidad de que sea mía, no la pienso desaprovechar, así se me ponga enfrente… ¡¡El maldito demonio!!... -Elena se puso de pie, Larissa sonrió e hizo lo mismo.
-Yo no pienso interponerme querida Elena… -Elena suspira.
-Por Dios Larissa no me refería a ti…
-Ya lo sé… como también sé que eres lo que Yulia necesita ahora… y me alegra que quieras todo de mi hija, pero ten cuidado Elena, Yulia te ama, pero es una Volkov, no la sofoques, te jugará en contra…
-¿Me estás dando consejos?... -Elena le sonrió.
-Digamos que en su momento, mi suegra, me fue bastante útil con Oleg, lástima que ella murió joven… espero serte yo de la misma manera… solo… que no pienso morir joven… -Larissa le guiña un ojo, toma su cartera… giro caminando hacia la puerta cuando llego a ella: -Una cosa más Elena… sé que tu prioridad es Yulia, pero piensa en tu madre, eres lo único que tiene...

Elena se quedó pensando en lo que le dijo Larissa y se preguntaba porque lo diría, pero lo tendría en cuenta, su objetivo era enamorar nuevamente a Yulia, recuperarla y eso debía tener sus complejos, así que tendría muy en cuenta los consejos de Larissa, como también la dejo ofuscada con lo que le dijo de su madre así que tomó el teléfono para llamarla.

-¿Madre?...
-¡Elena!...
-Mira madre tengo un momento para almorzar y quería saber si podría ir a la casa para hacerlo contigo… claro si quieres y puedes…
-Claro que sí, te espero al medio día en punto, y otra cosa Elena… llama a Katya que me llamo preocupada porque dice que no tomas sus llamadas…
-¡Ahhh!... es que mi teléfono tuvo un problema en la línea y no estoy en mi departamento, así que gracias y así lo haré, espérame seré puntual.
-Te espero…
-Adiós madre…

Elena tomo su teléfono y llamo a Katya.

-Espero que tengas una muy buena excusa Katina, porque la verdad que me provocas ganas de golpearte…
-Hola Katya yo estoy bien y ¿tu?... No sé por qué diablos, a todos hoy, les da por tirarme ataques directos…
-Por algo será…
-Voy a comer de mi madre, pero si puedes venir a la oficina como a las quince…
-Ahí estaré… prepara un casco Katina…
-Ni que lo digas…

Elena sonrio al dejar el teléfono. Salio cerca del medio día y llego a casa de su madre… la recibió su nana muy emocionada.

-¡Niña hermosa!...
-Hola nana… -Elena y su nana se fundieron en un abrazo.
-Estas muy delgadita…
-No… nana estoy igual…
-Mmmmmm no me mientas…
-Cuando me este por ir, si quieres me pesas y cuando me veas nuevamente me vuelves a pesar… ¿Si?...
-Lo pensaré, ahora ve con tu madre que está esperándote…
-Gracias… -Elena se dirigió al comedor de la casa en donde la recibió su madre con una sonrisa y un abrazo…
-Hola madre…
-Elena… bueno tomemos asiento...
-Gracias… -Inessa ordenó al servicio que sirvan el almuerzo...
-Elena no quiero meterme en tu vida, pero quiero decirte que esta casa también es tuya y si quieres puedes volver…
-Bueno Madre, agradezco tu ofrecimiento, pero de eso quiero hablarte… ya no vivo en mi departamento… estoy viviendo en la mansión de Yulia…
-¿Cómo?... -Inessa se sorprendió. -¿Qué haces viviendo en la mansión de Yulia, con ella en el hospital? -Elena frunció el ceño.
-¿Hace cuánto que no hablas con Larissa?...
-Tres días… ¿Por qué?...
-Ayer saque a Yulia del hospital y me la llevé conmigo, yo quería que fuéramos a mi departamento, pero ella quiso ir a su casa, así que estoy viviendo con ella en su mansión...
-Elena… -Inessa suspiro.
-Madre… sé que es difícil aceptarme, no te pido nada de nada, solo que no me juegues en contra…
-Yo acepto tu elección sexual, no soy de la prehistoria, yo no soy de esas estiradas que piensan en sí mismas, solo no acepto la manera que tienes de destruir y autodestruirte, no quiero que Yulia sufra… no quiero que tu sufras…
-¿Por qué crees que sufrirá?... ¿No me crees con capacidad de amar y de hacer feliz?...
-No es eso Elena… solo tengo miedo que la dañes y te dañes…
-Madre… yo amo a Yulia con toda mi alma, y te aseguro que no puedo creer que te lo esté diciendo y agradezco que me escuches… pero necesito que confíes en mí, que me apoyes… de verdad que lo necesito…

Inessa soltó los cubiertos y tomo las manos de su hija…

-Nunca dudes de mi amor hacia ti Elena, nunca lo dudes, yo te adoro y confiaré en ti, creeré en ti y te apoyaré...
-Gracias, lo necesito, no quiero estar sola… pero es mi oportunidad madre, es la primera vez que tengo la oportunidad de ser feliz, de estar completa…
-¿Tanto significa Yulia para ti?...
-Más de lo que cualquiera se pudiera imaginar…

El almuerzo transcurrió normal, Elena le conto la forma que sacó a Yulia del Hospital y además la conversación con Larissa, Inessa no se sorprendió, ya que ella conocía los planes de su amiga y Elena advirtió la falta de asombro de su madre lo que le hizo comprender que Larissa era una zorra vieja y lo tenía planeado, Elena sonrió por dentro ya que eso le convenía, porque tener a Larissa en contra sería más que una complicación. Elena salió de la mansión Katin rumbo a la empresa pero en el camino decidió no volver y dirigirse a su departamento, por algunas cosas, hasta que haga retirar lo grueso de su equipaje… llamó a Katya y la cito ahí, ya que no volvería a la empresa. A los treinta minutos Katya se hallaba en el departamento de Elena.

-¡Por fin Katina!
-No exageres… -Ambas se fundieron en abrazo. -Pasa… ¿quieres algo de beber?...
-Vodka...
-Bien… ¿Cómo te fue en Alemania?...
-Muy bien, he conseguido un cliente imposible, y me será muy redituable no solo económicamente sino en contactos…
-¡Eso es muy bueno!...
-Sí, pero quiero saberlo todo… ¿Qué paso con Volkova?... ¿La pudiste ver en el hospital mental?...
-Primero Katya, Yulia no estaba en un hospital mental…
-Bueno, bueno, bueno… con que… ¿Ya no es Volkova? es ¿Yulia?...
-¡Si YULIA… y seré directa… la saque de ahí y vivo con ella!…
-¿¿¡¡Que!!??... A ver si entiendo… primero te acuestas con Volkova, luego te arrepientes y te vengas de ella contra mi consejo, eso lleva a Volkova a una depresión y se va a Argentina a tratar de morir, luego la arrastras nuevamente a Moscú para encerrarla en una clínica para locos y ahora la sacas y te vas a vivir con ella… creo querida amiga que tienes razón “Yulia” debe de estar libre y tu… ¡En la maldita clínica para locos!...
-¡No me grites Katya, hasta mi madre y Larissa me apoyan!...
-¡Tu madre vive en una realidad paralela y Larissa debe de estar más loca que tú!...
-¡Pensé que te pondrías contenta por mí!... es la primera vez Katya que tengo la oportunidad de tener a Yulia... -Elena se sentó en el sillón con la cabeza gacha y derramando algunas lágrimas... Katya se sintió mal… se acercó a Elena y la abrazó.
-Perdóname Elena… es que acepta que todo esto es de locos…
-Lo se Katya, pero entiéndeme… ¿sabes cuánto soñé con esto?... ¿Sabes cuánto envidie a cada amante de Yulia?... Y ahora yo tengo mi oportunidad y no la voy a desaprovechar… -Katya la mira a los ojos.
-Ya lo sé, lo supe tarde, pero ahora lo sé, y me alegro en verdad, pero tengo miedo que algo salga mal y quedes lastimada…
-No voy a equivocarme… esta vez se toda la verdad, sé que ella no tuvo nada que ver con la muerte de mi hermano, sé que ella me amo siempre, sé que todo fue una gran confusión y se, sobre todo, que siempre me quiso proteger y no le importó sacrificarse… ahora me toca a mí, y le daré todo lo mejor, todo mi amor, todo lo que tengo…
-Yo estoy aquí para todo lo que necesites hermana… ¿Quieres que te traiga la camisa de fuerza? Se la puedo pedir a Yulia… -Ambas rieron acompasadas. -Sabes Katina… me alegro de verdad que estés con tu amor, pero… ¿Cómo lograste que Yulia te aceptara?...
-Bueno, solo fui yo, la Elena de siempre, con mi ironía y mi sarcasmo… ella me acepto, vivimos y dormimos juntas…
-¡¿Qué?!... ¿Dormimos dijiste?... No pierdes el tiempo Katina… -Katya sonreía de una manera socarrona.
-No es lo que piensas, solo dormimos, no te niego que deseo que suceda otra cosa, pero ella esta dolida y no confía en mí…
-O sea que Volkova tiene códigos… nunca lo hubiera creído…
-Ni yo… pero tiene escrúpulos y demasiados códigos, aparte de un gran desequilibrio emocional, en lo cual estoy enfocada, primero esta ella y después el “nosotras”…
-Dios Katina, si sigues siendo tan humana juro que voy a infartarme aquí mismo…
-¡Cállate Katya, siempre he sido humana!...
-Creo que ahora lo estoy creyendo…
-Juro que me matas… -Elena suspira ofuscada mientras Katya se divertía.
-Soy la única que te pone en tu lugar… ¿Ya hablaron con Yulia?...
-No, ella no está preparada, solo hablamos un poco de Sergey y no fue muy productivo, tengo que tener mucho cuidado...
-Elena te tengo que preguntar esto porque no quiero verte llorando por los rincones… ¿Y las mujeres con las que estaba Volkova?... -Elena se pone tensa.
-No sé, por lo menos ninguna apareció y espero que ninguna lo haga…
-Y si lo hacen… ¿Qué harás?...
-¡¡Nada!!... ¡¡Yulia es mía, ahora está conmigo y no dejaré que ninguna p.uta me la quite!!
-Tranquila Elena… solo fue una pregunta…
-¡Fíjate lo que preguntas entonces!...
-Perdón… pero estás hasta el gorro con Yulia…
-¿De dónde sacaste esa expresión?... -Elena la miraba con sorpresa.
-¿Te gusta?...
-No…
-Vladimir me la dijo y se me pego…
-¿Vladimir?... ¿El amigo de Yulia?...
-El mismo…
-¿Y desde cuando eres amiga de Vladimir?...
-No soy amiga de ese, solo lo vi en Alemania hace dos meses, cuando fue lo de la presentación de ustedes como socias “La fusión”… él estaba por un tema personal, en Alemania, y resulto que teníamos un amigo en común, nos vimos en un bar con varias personas y le dijo esa frase a su amigo y me quedó grabada, nada más…
-Dime que no te acostaste con Vladimir… -Elena puso su mano en el pecho.
-¡Por quien me tomas!...
-¡Por una mujer soltera y hermosa, de veinticuatro años que puede tener sexo con cierto ruso bien parecido y soltero!...
-Sí… te acepto que me gusta, que hablamos un rato y me ofreció llevarme al hotel… pero me negué y por supuesto que mucho menos tuve sexo ni nada con él, sabes muy bien que para él existe solo Volkova…
-Ni que lo digas, hoy mismo discutí con él por Yulia, por suerte intervino Larissa, sino te juro que le rompía un florero en la cabeza…
-Ya… ese es el problema, ni siquiera lo intenté seducir, si estaría enamorado de cualquier otra mujer, te juro que me la juego, pero de solo saber que se acostaría conmigo pensando en Yulia… es que no, no puedo…
-Es una pena, porque aunque lo deteste, es un buen hombre…
-¿Tú crees?... ¿Crees que valdría la pena?...
-Mal que me pese si… ¿De veras lo estás considerando?...
-Porque no, siempre me gusto…
-¿Siempre?... -Elena abrió los ojos como platos.
-¡Si CONFIESO siempre!… pero nunca me anime, él es Volkova dependiente y encima viene de una familia adinerada, tengo miedo de ser poca cosa…
-¡Eres una tonta Katya!... eres preciosa, educada, alegre, profesional, simple y sobre todo una gran persona… ¡ERES MUCHA COSA!…
-¿Soy preciosa?... ¿Acaso te gusto Katina?... -Katya le coquetea bromeando descaradamente con su risita ganadora.
-¡¡Katya!!... No eres mi tipo…
-Hay perdón… -Katya se coloca la mano en el pecho, poniendo cara de desolada. -Claro que no, si a ti te van la rubias “pequeñitas” y millonarias…
-¡Eres de no creer!…
-¡Por eso me quieres!... -Katya la abraza.
-No puedo creer que hable de mi sexualidad tan abiertamente contigo…
-Por favor Elena, somos amigas desde los cinco años y te juro que si no fuera que me gustan MUCHO los hombres me hubiera enamorado de ti…
-¡¡Katya!!... -Elena golpea su brazo.
-¡Hay que susceptible eres!... ¡Te vas a tener que aguantar por ocultármelo casi veinte años!... -Katya reía a carcajadas provocando en Elena un gran cambio de humor.
-Sabes Katya… ojala consigas algo con Vladimir, aunque ya no pueda verte porque él me odia…
-Eso sería problema de él, porque yo vengo con una mochila llamada Katina y si no le gusta pues, ya no será entonces…
-¡¡Eres la mejor amiga del mundo Katya!!...
-Ya lo sé, y quiero lo mismo para mí, porque pienso ir a visitarte a la mansión Volkova, así que dile a tu “lobita” que me tendrá que soportar...
-Eso descuéntalo… ahora sirve para algo y ayúdame a empacar mis cosas que debo invadir del todo a Volkova, antes que mi “lobita” se arrepienta…
-Esa no te suelta amiga, aunque la mates… y después de muerta seguro que te jode, para que ni te acerques a ninguna otra…
-¿Así ves a Yulia?...
-¡Por Dios Elena!... Que ciega eres…
-Está bien, admito que Yulia es un poquito posesiva…
-¡Y tú eres peor!... Dios, lo que serán ustedes dos juntas, espero no se maten o mejor dicho que tú no mates a ninguna de las “perras”…
-¡Si se me cruza alguna perra que se aguante!...
-¡¡Así se habla, me encanta tu estilo!!...

Ambas siguieron riendo y hablando de muchos temas, mientras Elena empacaba todas sus cosas. En la mansión de Yulia esta se hallaba caminando de un lado a otro en la sala de su casa, como un gato enjaulado, miraba el reloj con desespero y remarcaba un teléfono, una y otra vez, tratando de hablar con Elena pero ésta tenía el celular apagado. Amanda la observaba desde lo alto de la sala, la veía muy nerviosa y eso la preocupaba, pero ella también llamaba a Elena y ésta no le contestaba, así que solo se limitó a observarla. Pasando ya dos horas más Yulia decidió llamar al hospital de Moscú.

-“Hospital General, buenas tardes”.
-Disculpe, me comunicaría con la doctora Katina…
-“La doctora Katina se halla de licencia, se reintegrará la semana entrante”.
-Gracias y disculpe.
-“De nada”.

-“La Clínica Buenas tardes”.
-Con la doctora Katina por favor…
-“La doctora solo viene los miércoles… ¿Quién la llama?”
-Disculpe llamo en otro momento.

-“Residencia Katin”…
-Con Elena por favor…
-“La señorita Katina no vive en esta residencia, si quiere puedo darle un recado”.
-No gracias llamo a su celular.

-“El celular al que usted llama se halla apagado”.
-¡Nooooooo!... -Yulia en un ataque de ira aventó el celular contra el piso y se dejó caer en el sillón -¿Dónde estás Elena?…

Amanda no quería intervenir pero no le quitaba el ojo de encima a Yulia, que ahora seguía sentada en el sillón con sus manos tomándose la cabeza. Por otro lado en el departamento de Elena ya habían terminado todo y empezaron a cargar las cosas en el auto de Elena, cuando terminaron, la pelirroja le ofreció a Katya de llevarla a su casa y en el camino ésta quiso comer algo en un pequeño bar que ellas frecuentaban siempre, cuando llegaron al bar, después de ordenar Elena saca su celular dándose cuenta que se le había quedado sin batería.

-¡No lo creo!…
-¿Paso algo?...
-Con razón nadie me llamo en toda la tarde, estaba sin batería…
-¿No tienes el cargador?
-No, lo deje en casa de Yulia…
-Bueno lo harás cuando llegues…
-Si claro, ya a esta hora…

Pasó una hora más y las chicas se retiraron, Elena dejo en su casa a Katya y se dirigió a la mansión Volkova, cuando llego estacionó su auto bien en la entrada ya preparando para poder bajar todas las maletas que había sacado de su departamento, abrió la puerta entro y se encontró a Yulia de pie…

-¡¿Dónde estabas?!... -Elena se sorprendió, observo la situación… noto la mirada dura y la respiración acelerada de Yulia, trato de ignorarla pasándole por al lado como si no hubiera notado nada.
-Tenía cosas que hacer… -En el momento que paso al lado de Yulia la sorprende tomándola fuerte por el brazo para detenerla.
-¡¿Con quién estabas?!...
-Suéltame Yulia…
-¡No!... ¡Quiero saber con quién estabas!...
-Tranquilízate y suéltame… -Yulia se acercó a Elena oliéndola.
-¡¿Cómo se llama?!...
-¿Quién Yulia?...
-¡¡Tu amante!!... -Se acercó oliéndola sonoramente. -¡¡Estas impregnada de olor a ella!!...
-Shhhhhh tranquilízate… siéntate conmigo… -Yulia lo hace pero no la suelta.
-Mírame Yulia… -Yulia levanta la mirada y ambas se miran profundamente.
-Hoy fui a la oficina y luego al medio día fui a la casa de mi madre a almorzar, luego a mi departamento para poder empacar todas mis cosas y allí me encontré con Katya, que volvió de Alemania y hacía tiempo no la veía, pase la tarde con ella, me ayudó a empacar y luego nos fuimos a comer a la cafetería “Lucas”, la que íbamos cuando estábamos en la Universidad… -Yulia fue aflojando la mano que apretaba su brazo y Elena aprovechó la oportunidad y siguió. -Cuando llegué allí vi que no tenía batería en el celular, no imaginé que podrías preocuparte por mí… -Yulia frunció el ceño soltándola y agachando la cabeza. -Perdóname Yulia todavía no me acostumbro a que ya no estoy sola… -Elena observó lágrimas en los ojos de Yulia que se puso de pie y se retiró sin decir palabras y con prisa escaleras arriba, Elena reaccionó poniéndose de pie y cuando estaba por subir fue abordada por Amanda.

-Elena…
-Ahora no puedo Amanda…
-Vas a tener que poder, es sobre Yulia… ven por favor… -Ambas fueron a la cocina.
-¿Qué sucedió?...
-Estuve llamándote toda la tarde…
-Perdóname no tenía batería…
-No soy quien para decirte esto, pero fue un gran error…
-¡Lo sé!... Y no esperaba esta situación… ¿Qué es lo que sucedió?...
-Alrededor de las cuatro de la tarde, Yulia salió del despacho muy inquieta con el celular en la mano, le pregunte que le pasaba y ni siquiera me contestó, trate de no seguir preguntando, luego una hora después, yo desde arriba, la observé más inquieta que antes, caminando de lado a lado en la sala…
-¿Intentó buscar alcohol o algo?...
-No, solo caminaba, y trataba de hablar con su celular… yo misma trate en varias oportunidades de llamarte y me daba desconectado, supuse que ella intentaba lo mismo y de ahí su ansiedad…
-¿Intentó salir en algún momento?...
-No, solo estaba ahí caminando y ansiosa, como media hora después llamo al hospital, a la clínica y a la casa de tu madre preguntado por ti, claro que sin decir quién era, de pronto gritó un “No” con fuerza y aventó su cedular destrozándolo contra la barra de la sala… se sentó y apoyo sus codos en sus rodilla y se tomó la cabeza, meciéndose de lado a lado… estoy preocupada…
-Dios… -Elena parpadeó lento, respirando profundo.
-Mira Elena… seré sincera, tú no eres santa de mi devoción y yo sé que tampoco soy de la tuya, pero la próxima vez la llamaré a Larissa, Yulia no debería de estar sola… con permiso…
-Fue un error Amanda… un lamentable descuido… -Amanda no giro solo siguió su camino.

Elena meditó la situación y decidió subir para hablar con Yulia.

-¿Yulia?... ¿Dónde estás?... -Elena fue a vestidor y no la halló, hasta que escuchó el agua correr en el baño se asomó y la vio a Yulia sentada en la bañera con las rodillas pegadas a su pecho… totalmente desnuda y con lágrimas corriendo en sus mejillas… Elena tomo el riesgo y entró, no tenía un plan y no podía actuar como una profesional, porque quien estaba en frente era la mujer que amaba, así que se puso frente a la bañadera, Yulia seguía con la mirada perdida, pero Elena sabía que la escucharía… Solo respiró profundo… era su amor… ¿Echaría la moneda al aire?... cara o seca... "Cielo o Infierno".

continuara... Arrow


JuanaLaLoca

Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 25/05/2015
Edad : 26
Localización : Argentina

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Grd el Miér Sep 30, 2015 11:00 pm

Capitulo muy intenso! yulia necesita mucho afecto, amor y proteccion como parte de su recuperacion x ahi lena tiene q entrar...y ese vlad va ser un dolor de cabeza entre las dos x despecho y celos puede complicar mas el asercamiento de ellas. Mad
Muy bueno juana como siempre

Grd

Mensajes : 50
Fecha de inscripción : 26/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Monyk el Jue Oct 01, 2015 8:39 am

Noooo, Juana, por qué siempre nos dejas con la intriga. Intenté esperar a qué terminarás la historia, pero no pude resistir, "tus" historias son geniales y ahora me sumo a la espera de la conti.Saludos!

Monyk

Mensajes : 153
Fecha de inscripción : 25/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Aleinads el Jue Oct 01, 2015 10:17 am

Pues como de costumbre yo Encantada de leer tu fic que cada vez me tiene mas y mas enganchada, la historia sencillamente espectacular e increíble, maravillosa y muchísimas cosas mas, tanto que pasa que una queda O.O en serio? y que mas? y eso pasa? parece una película full equipo de esas con drama, comedia, acción, de todo un  poco y bueno aquí tus lectores cada día mas enamorados de este maravilloso fic, pues nada agradecida con esta continuación (que me ha dejado con ganas de mas) y a esperar a ver que sigue en tan hermosa novela hecha por ti Juanita! ♥  ... Lo que si digo es que mis esperanzas nunca mueren y si creo que las cosas mejoraran para Yulia que tanto lo necesita y por lo que veo lo que viene no sera nada fácil y para Lena que al final estén juntas y felices como debieron estar desde un principio. I love you

Aleinads

Mensajes : 420
Fecha de inscripción : 14/05/2015
Edad : 27
Localización : Veneuela

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por D´VolKat el Jue Oct 01, 2015 9:02 pm

Wow Juana, que capitulazos!!Very Happy  Como siempre me dejas con ganas de más  study … Elena tiene que ganarse la confianza de Yulia y Yulia tiene que creer en el amor de Elena, nuestras chicas tienen un camino difícil que recorrer para encontrar juntas la felicidad.
Espero impaciente el nuevo cap, no tardes!!! flower flower

D´VolKat

Mensajes : 42
Fecha de inscripción : 25/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Kano chan el Jue Oct 01, 2015 9:44 pm

No !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! a partir de hoy voy a catalogar a los escritores como gente mala, solo para que lo sepas Crying or Very sad
En fin, excelente capitulo no me puedo quejar, bien valió la pena la espera ha aportado un montón (por suerte es para largo) eso si siempre dejándolo en la mejor parte Mad
Quiero ver acción y en todos los sentidos hahah
bueno exitos personales y saludos !!!!

Kano chan

Mensajes : 241
Fecha de inscripción : 08/05/2015
Edad : 24

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Jeyatastars el Vie Oct 02, 2015 10:15 am

Que capítulo mas intenso, me gusta esta Elena, que se juegue el todo por el todo. En la vida aveces hay que apostar un pleno para ganar. Jamás se sabrá que pudo haber pasado si no te arriesgas y siempre te quedarás con el hubiera sido. Y Yulia debe calmarse un poco, se que tiene ese problema psicológicos, pero aveces es bueno bajar los decibeles y no ser tan dependiente de nadie. Espero todo vaya tomando capítulo a capítulo su cauce, como debe de ser. Excelente como siempre Juana, y bien merecido tenes todos los alagos. Saludos. Very Happy I love you Smile

Jeyatastars

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 25/05/2015
Localización : In the arms of Jenny, Yaya & Tamao

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Solangela el Vie Oct 02, 2015 5:12 pm

Hola Juana, tengo pocos escritores/as favoritos y te digo que te ganaste con creces un lugar entre ellos. Me encanta el rumbo que toma la historia. Le comento mañana es mi cumpleaños y me gustaría solicitar como regalo un adelanto un poco mas prolongado :p. Felicito su nivel de imaginación. Saludos

Solangela

Mensajes : 14
Fecha de inscripción : 27/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por andyvolkatin el Vie Oct 02, 2015 8:05 pm

Hola Very Happy
muy buen capitulo siempre escribes y nos trasmites los sentimientos de las protagonistas eso me gusta
porque se siente la angustia, desesperación, la posesividad y amor que sientes entre ellas este capitulo fue emocionante y dio en la realidad de que Yulia no esta bien siente que en cualquier momento la van a dejar sola y abandonada como lo hizo Sergey hay radica el problema perdió su confianza
espero el sgte capitulo pronto.
saludos


andyvolkatin

Mensajes : 289
Fecha de inscripción : 27/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por LENYU el Sáb Oct 03, 2015 5:49 pm

Hola Juanita! Que precioso capitulo! Yulia me da penita tan indefensa :'( y Lena tan prepotente y fuerte me gusta! O.O gracias Juana!!! Besos muchos!

LENYU

Mensajes : 62
Fecha de inscripción : 28/05/2015
Edad : 23

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por JuanaLaLoca el Dom Oct 04, 2015 8:03 pm

Buenas noches bellezas!! gracias por todo el amor que me dan!!! gracias por leerme y no olviden de visitarme por twitter @juanalaloca9191

Grd:Yulia nesecita de todos, esta pasando por un momento de debilidad...  Vlad... ya veremos!!gracias y muchos besosss linda!!
Monyk: gracias reina!!! te tientooooo jajajajaajajaj y asi sigues intrigada Wink muchos besos y disfruta!!
Aleinads: me alegro de corazon que estes asi muy enganchada Wink gracias por todos tus alagos y tus hermosas palabras, me haces poner colorada... muchisimos besos y GRACIAS!
D'Volkat: me encanta que te quedes con muchas ganas! hay muchas revelaciones... ya veras Un beso enorme reina!
KanoChan: soy malaaaaaaaa!!! jajajajaajajajajaj accion?? mucha??? luego cuentame a ver que tal Wink besos linda!!!
Slumholdt: mi linda incodicional!! gracias por todos tus mensajes!! y me gusta lo de apostar... porque alquel que nunca arriesga nunca gana... este capitulo tendra muchas respuestas a viejas preguntas!! gracias y muchisimos besosssss!!!!
Solangela: ufff muy fuerte que me digas que soy una favorita me hacer poner roja!! MUY FELIZ CUMPLE REINA!!!! perdon por haberlo leido tarde!! me hubiera gustado saludarte!! un beso y que los cumplas muy feliz reina!!!
Andivolkatin: otra incondicional por aqui!! jajajajajaj me gusta que sientas!! eso me alegra demas ya que me asegura que voy bien encaminada!! Yulia esta complicada pero ya veremos...muchos besos linda!!!!
Lenyu: Yulia siempre ha sido indefensa, solo lleva coraza!! te gusta esta Lena?? creo que en parte es como la original jajajajajajajajajajaj muchos besos!!!!
a todas las lectoras muchas gracias y muchos besos!!!


Capítulo 16 (Pasado… Dolor… Entendimiento)


Elena suspiro profundo…

-Sé que me equivoqué Yulia… lo sé, pero esto es lo que soy, y te juro por mi madre, que todo fue sin intención… -Yulia no la miraba, pero Elena sabía que la escuchaba, así que se la jugó, primero se quitó los zapatos y comenzó a desprender su camisa cuando terminó se la quitó, luego bajó el cierre de su falda dejando que ésta caiga, quedando solo en ropa interior negra que constaba de una pequeña braga y brasier de encajes demasiados sexys… Yulia comenzó a respirar más rápido sin poder evitar mirar las piernas de Elena, fue subiendo su mirada hasta llegar a sus senos y luego la miró a los ojos, Elena dio dos pasos quedando con sus rodillas pegadas al costado de la bañera, frente a la mirada profunda de Yulia.

-¡Huéleme Yulia!... y verás que mi cuerpo no ha sido tocado por nadie… -Yulia siguió respirado agitada y sin pudor se puso de pie totalmente desnuda, escurriendo agua por todo su cuerpo, con su mirada fija en los ojos de Elena. -Hazlo Yulia… -Elena abrió los brazos y cerró los ojos… Yulia estaba dubitativa, pero la podía más el hecho de creer que Elena podría tener otra mujer, así que con el ceño fruncido, se acercó a su cuello comenzando a olerla, no la tocaba, solo la olía, Elena tomó aire y pasó saliva al sentir que Yulia comenzó a bajar por su pecho deteniéndose en sus senos, luego fue bajando por su torso se detuvo un minuto en su bajo vientre, luego siguió bajando hasta sus muslos, donde se detuvo, también respirado muy fuerte en su entrepierna… causándole a Elena un escalofrió que no pudo evitar, luego escuchó que Yulia se sentaba en la bañera nuevamente y abrió los ojos observándola sumergida en el agua y con la cabeza gacha, Elena entendió que sentía vergüenza, así que tomo una decisión, se quitó el brasier y luego la braga quedando totalmente desnuda, metió sus piernas a cada costado de Yulia, que seguía sin levantar la cabeza, Elena se metió en el hueco que dejó Yulia entre su espalda y la bañera… no tuvo vergüenza en deslizarse rozando su sexo en la espada de Yulia, que no se movía, una vez que logró situarse detrás de Yulia, la abrazó fuertemente apoyando sus senos en la espalda de la pelinegra, haciendo que ésta levante la cabeza, Elena apoyó su mentón en el hombro de Yulia hablándole suavemente al oído…
-Enséñame Yulia… enséñame a vivir contigo… -Yulia rompió en llanto y Elena la estrechó más fuerte. -No llores chiquita, yo jamás te engañaría, nunca lo haría, eres el amor de mi vida Yulia, solo me equivoqué… perdóname mi amor… -Esta vez fue Elena la que rompió en llanto, Yulia se giró y se puso de frente a ella.
-Mírame Elena… -Elena levantó la vista y Yulia colocó sus manos haciendo una cuna en su rostro.   -Perdóname… ¡Pero tuve tanto miedo que ya no volvieras!…
-¡Yo te amo Yulia!... yo conocí el amor y el sexo contigo… -Elena agacho la cabeza y Yulia frunció el ceño sorprendida, sin entender lo que Elena le quería decir.
-¿Qué?... Mírame Elena… ¿Qué has querido decir?... –Elena suspiro profundo y la miro a los ojos.
-En la fiesta del colegio, cuando tú te graduaste… yo estuve allí… y te vi con Laura Koslova, vi como la besabas y la tocabas… sintiendo que mi mundo se destrozaba…
-Elena…
-Shhhh déjame terminar… -Yulia asintió y tomo tus manos… -Comencé a tomar alcohol y Mika Landrey se acercó a mí con una bebida… empecé a tomar y tomar… -Elena tenía la cabeza gacha y Yulia la observaba con tristeza… -No sé en qué momento pasó, pero no recuerdo nada, absolutamente nada… solo me desperté en una habitación de hotel semidesnuda y con Landrey sobre mí… -Yulia apretó sus mandíbulas y cerro sus ojos… -Me costó un rato quitármelo de encima, cuando lo hice sentí una puntada en mi entre pierna y ahí entendí lo que había pasado, solo me vestí y me marche, no sabía qué hacer y llame a Katya… ella me vino a buscar y me llevó a la clínica del esposo de su madrina… el me atendió, me revisaron y comprobé lo que me imaginé, había perdido mi virginidad con Landrey, el uso preservativo, pero igual me dieron una pastilla del día después.
-¡¿Por qué no le contaste a Sergey?!... ¡Entre los dos le hubiéramos roto la cara a ese imbécil!...                -Elena levantó la cabeza y la miró a los ojos…
-Yulia… yo tomé porque quise, nadie me obligó…
-¡¡Pero él te vio ebria y abusó de ti!!
-¡¡Yo fui la estúpida Yulia!!… Hubiera dado todo por estar en el lugar de Laura… ¡TODO!
-Elena… -Yulia acariciaba sus manos, mientras Elena tomaba aire para seguir.
-Con los años, Landrey, paso a ser nada, porque no recuerdo nada, no sentí nada… tú fuiste la primera Yulia, la única que me ha tocado, incluso que me ha besado… te lo juro… contigo conocí lo que se siente tener un orgasmo… los besos… las caricias… lo que siente amar… esa es mi verdad… para mi fuiste la primera, como siempre lo había soñado.

Elena derramaba lágrimas y Yulia tenía tatuado el dolor en su mirada azul.

-Te amo Elena… -Elena bajó la cabeza y sollozaba desconsolada, Yulia la abrazó. -Ya no llores pecosita hermosa… eres demasiado preciosa para llorar… -Elena rió en medio del llanto al escuchar la forma en que la llamo Yulia quien la alejo e hizo que Elena la mirara a los ojos. -Sabes preciosa… yo no te voy a mentir… no fuiste la primera sexualmente, pero si fuiste la primera con la que hice el amor, porque contigo conocí lo que realmente significa “hacer el amor”… y no tuvo punto de comparación, porque contigo toque el cielo con la manos, porque el solo pensar que te alejas de mí me lleva al infierno… sin ti vivo en un infierno constante, porque antes no te tenía y no sabía lo que se sentiría, por eso lo soportaba, pero después que te tuve, el pensar que no te tendré, me sumerge en el infierno… nunca quise lastimarte Elena… pero el imaginar que me abandones no me deja pensar, no me deja respirar… -Elena la tomo del rostro y la besó, Yulia le correspondió, primero suavemente, pero después el beso fue subiendo y se convirtió en apasionado, en un momento se tuvieron que separar para tomar aire y Elena le susurró al oído.

-Te necesito Yulia… Necesito sentirte…

Yulia la miro a los ojos y la tomó de los brazos poniéndola de pie… Elena paso saliva, Yulia lo noto y le sonrió pasándole las yemas de los dedos por las mejillas y luego por los labios, haciéndola estremecer y le volvió a sonreír… la beso suave tomándola de la mano haciéndola salir de la bañera llevándola hacia la cama… cuando llegaron allí, Yulia tomo una toalla y fue secando el cuerpo de Elena despacio… detallando cada rincón de su piel, Elena tenía los ojos cerrados y se dejaba hacer, luego se pasó rápido la toalla sobre su cuerpo observando que Elena tenía aun los ojos cerrados, arrojo la toalla y la abrazó, el roce de la piel hizo estremecer a Elena.

-Eres la mujer de mi vida Elena… -En ese momento Elena la abrazó y Yulia paso su lengua por el lóbulo de la oreja de la pelirroja y la fue recostando en la cama poco a poco hasta quedar arriba de ella…
-Te amo Yulia…

Yulia sonreía y mientras besaba y lamia el cuello de Elena arrancándole pequeños gemidos.

-Eres hermosa Elena… te amo tanto…

Elena abrió los ojos y tomo a Yulia del cabello obligándola a mirarla… ambas agitadas se miraron profundamente… Elena se acercó a la boca de Yulia pasándole la punta de su lengua por sus labios provocando un gemido suave y ansioso en Yulia, que sin el menor reparo se lanzó a su boca, entrando ambas en el terreno de la pasión incontrolable… manos que bajaban y subían, besos desesperados y apasionados, ambas lenguas que recorrían la desnudez de una y la otra, pero Yulia tomo el control y se situó sobre Elena tomándola de la muñecas provocando en la pelirroja una sonrisa maliciosa haciendo enloquecer a Yulia, reaccionando agónicamente… empezando a devorar su cuerpo a besos, cuando llegó a su entre pierna, Elena se puso nerviosa y su cuerpo tenía un pequeño temblor tensando las piernas y cerrándolas con fuerza, Yulia lo detectó de inmediato.

-Shhhhh tranquila amor… no voy a hacerte daño…
-Lo se…solo… me da pena… -Yulia sonrió frente a las palabras de Elena.
-Mírame… deseo tanto estar dentro de ti… lamerte y beberme cada gota de ti…

Al decir estas palabras acariciaba los senos de Elena, provocándole aún más excitación, Yulia siguió besando sus piernas y de pronto Elena comenzó a abrirlas, sintiendo el aliento de Yulia en su sexo haciéndola estremecer, Yulia la tomo de la cintura y hundió su boca en el sexo de Elena que al sentir esto, gimió fuertemente… largando suspiros entrecortados de placer, Yulia pasaba su lengua despacio y los gemidos se intensificaban, Elena no podía creer el placer que estaba sintiendo y se retorcía tomando con fuerza las sábanas… Yulia empezó a intensificar la velocidad de su lengua y ya Elena estaba perdiendo la conciencia de sus actos, moviendo las caderas acompasadas y tomando a Yulia de sus cabellos apretándola más sobre su sexo obteniendo un placer insuperable… Yulia, por su parte, estaba perdida en el vaivén de la pelirroja olvidándose del mundo… teniendo la sensación más exquisita que jamás halla probado… cuando en un momento las piernas de Elena comenzaron a tensarse, señal inminente de la proximidad del orgasmo que estaba llegando, Yulia levantó la mirada sin bajar la intensidad, ya que no pensaba perderse el rostro de Elena mientras se venía en su boca.

-¡¡¡Dios!!! ¡¡¡Yulia!!! ¡¡¡Ahhhhhhhhhh!!!... -Elena arqueó su espalda mientras Yulia la tomó fuerte de las piernas haciendo que Elena no pueda zafarse bebiéndose cada gota de su ser… -¡¡¡Basta!!! ¡¡¡Por Dios basta!!!... -Yulia la soltó retirando su boca del sexo de Elena, subiendo hasta su boca hasta devorarse sus labios, Elena sintió su propio sabor en su boca, tratando de recuperar un poco el aliento, mientras Yulia hacía un camino de besos tiernos por su cuello llegando a sus pechos los cuales empezó a lamer sin contemplaciones, provocando en Elena nuevas sensaciones y aunque no había recuperado el aliento aún, tomo a Yulia por los cabellos haciendo que la mire.
-¡¡Vas a matarme Volkova!!... -Yulia sonrió, pero en un movimiento rápido e inesperado por ella, la pelirroja coló su mano en la entrepierna, arrancándole a Yulia un fuerte gemido… Elena se acercó a su oído pasándole la lengua y susurrándole: -Voy hacer que te vengas tantas veces, hasta que grites mi nombre y mi apellido a la vez… - Yulia se agito y Elena comenzó a mover sus caderas junto con su mano quitándole el aliento a Yulia y cuando ya sus gemidos aumentaban la penetró limpia y profundamente haciendo que Yulia se retorciera del placer.
-Ahhhhhhhhh ¡¡Dios!!... -Al escucharla, Elena la penetraba sin ninguna contemplación, frotándose sobre ella, apoderándose con su boca de los senos de Yulia y con su mano libre la tomaba de la cabeza, para besarle el cuello para luego bajar nuevamente a sus senos y darle pequeños mordiscos haciendo que Yulia volviera a gritar de placer, de pronto, estiró las piernas y Elena sintió las paredes vaginales de Yulia aprisionando sus dedos mientras la pelinegra apretaba la espalda de Elena.
-¡¡Elena!!... ¡¡Elena!!... ¡Si, Si! Ahhhhhhhhhhh ¡¡¡TE AMO ELENA!!!... ¡¡¡TE AMO ELENA KATINA!!!... -Elena agitada y con una sonrisa en su rostro toma el mentón de Yulia haciendo que la mire…
-¡¡Te amo Yulia Volkova!!... Fue sacando sus dedos, despacio, frotando suavemente con su pulgar el clítoris, dándole a Yulia una sensación de placer interminable y único.

Ambas habían acomodado sus respiraciones… se abrazaron… seguían con los ojos cerrados y desnudas.

-Sabes cuantos años he soñado con esto Elena…  
-Supongo que los mismos que yo… -Yulia se separa y la mira a los ojos con una sonrisa maliciosa.
-Mmmmm señorita Katina… ¿Usted ha tenido sueños húmedos conmigo?...
-No sabes la cantidad… -Yulia se sorprendió y abrió los ojos como platos mirándola pícaramente.
-¿Soy mejor en persona o en tus sueños?... -Elena sonrió y la miro seria aguantándose de reír…
-Digamos que en mis sueños, cumplías mis fantasías….
-¿Fantasías?
-Si…
-¿Qué tipo de fantasías?... ¡Yo te las cumplo todas!…
-Bueno, la que más me gustaba es la que te vestías de mucamita con porta ligas y todo…
-¡¿Qué?!... -Yulia puso cara de espanto.
-Mañana veré si te consigo el trajecito….
-Ah, no, no, no… eso no Katina…
-¡Tú dijiste que cumplirías mis fantasías!... -Elena la miró seria.
-Si pero algo para mí, es que no soy de faldas… no, definitivamente no…
-Ya… tendré que cubrirlas por otros lados…
-¡¡¿¿Qué??!!...  -Elena se coloca encima de Yulia y la mira a los ojos….
-Que celosa eres Volkova… la única fantasía que he tenido es la que estoy cumpliendo ahora en este momento, yo arriba… tú abajo…
-Mmmmmm esa es mía… ¿Recuerdas?... -Yulia le sonreía, mientras Elena se erguía sobre ella.
-Como no hacerlo, si casi tengo un orgasmo cuando me tocaste la espalda y me hablaste al oído…
-¿De verdad?...
-No te puedes imaginar…-Elena se lanzó a la boca de Yulia besándola con pasión desenfrenada, Yulia tomaba sus caderas y comenzaba a moverse logrando un gemido de la pelirroja en su boca…
-Dios Yulia… ¡ahhhhhhh!... -Yulia sintió el sexo mojado de Elena sobre el suyo y no pudo evitar gemir quedando ambas envueltas en la pasión, Yulia atrapaba los senos de Elena y esta sentía que moría cada vez que le pasaba la lengua por su pezón… la pelirroja aceleraba más sus movimientos haciendo que ambos sexos mezclasen sus fluidos y se estremezcan ambas en un vaivén de disfrute... En un movimiento Elena se arqueó hacia atrás moviéndose sobre Yulia frenéticamente haciendo que ésta gimiera cada vez más fuerte y ya no pudiendo aguantar más…
-¡Mírame Elena, por favor!... -Elena se enderezó y la miró pero no bajó el ritmo. -¡No puedo más, ya no aguanto!... -Elena sonrió y aumentó increíblemente la velocidad.
-¡Ahhhhhhhhhh TE AMO, TE AMO!
-¡Si, si, si, Siiiiiiiiii!... -Elena no bajaba la velocidad y Yulia se retorcía debajo de ella -¡YO TE AMO MAS!... -Elena cayó desplomada sobre Yulia tratando de respirar, mientras unos segundos después sintió los brazos de Yulia aprisionándola y escuchando un sollozo trato de incorporarse para mirarla pero Yulia no se lo permitió.
-¡No!... Por favor quédate así…
-Pero Yulia… estas llorando…
-Lloro porque te amo, lloro de felicidad porque jamás pensé que me darías esto… -Elena se fue despegando de apoco y logrando mirarla a los ojos.
-Yo tampoco lo creí, eres mi sueño, mi fantasía… mi amor, el amor de mi vida… -Elena se emocionó y no pudo evitar que las lágrimas cayeran por sus mejillas a lo que Yulia la fue llenando de besos para secárselas.
-No, no, no llores pecosita hermosa, ya te he dicho que no puedo verte llorar, porque si lo haces quiero morir…
-¡Eso me tienes que jurar!... ¡Júrame que nunca más volverás a hacerte daño!... siempre piensa que todo puede cambiar… ¡Júramelo Yulia!...
-Elena…
-¡Júramelo por la memoria de tu padre y de Sergey!
-Elena yo…
-¡Si no me lo juras, nada de esto tendría sentido!… pase lo que pase en nuestras vidas, nunca más volverás a hacerte daño… ¡Júramelo!
-¡Te lo juro por la memoria de mi padre y de Sergey!
-¡Te amo!… y te voy a amar toda mi vida… nunca lo olvides...
-¡Tú tampoco!… -Ambas se unieron en un beso tierno y apasionado, venciéndolas de apoco el cansancio por el gran desgaste sexual que tuvieron… Yulia se giró y Elena la abrazó fuerte produciendo en la pelinegra una sonrisa radiante.
-Una cosa más Yulia…
-¿Qué?...
-¿De verdad te gustan mis pecas?... -Yulia se giró y la miró…
-No, no me gustan… -Elena frunció el ceño. -¡Me fascinan pecosita hermosa!... -Elena le sonrió.
-Si fueras otra persona te daría una bofetada Yulia… pero no sé porque me encanta que llames “pecosita”… -Elena sonreía embobada y Yulia también.
-Desde que éramos pequeñas me encantaban tus pequitas, y me daba mucho coraje cuando de adulta te veía que las disimulabas con maquillaje…
-Es que siempre se han burlado de mis pecas…
-¡Eran unos imbéciles!... ¡Es lo más hermoso que tiene tu piel!... -Yulia le comenzó a dar pequeños besitos sobre sus mejillas… -Algún día las voy a contar… -Elena sonreía sin parar, por la ocurrencia de Yulia.
-¿Solo las de mi rostro?... Porque tengo en otros lugares… digamos que te pueden interesar… -Elena levanta su ceja izquierda sonriendo de lado.
-¿A si?... -Yulia aprieta sus labios con sus dientes.
-Sí… y si quieres puedes empezar ahora… aunque no sé si tengas las fuerzas suficientes Volkova…
-Mmmmmmm te puedo sorprender Katina… -Yulia de un solo movimiento se puso sobre Elena, que la tomó del cabello y acercó su boca al oído de Yulia.
-Sorpréndeme entonces… -Elena paso su lengua en el lóbulo de las oreja de Yulia, haciendo encender a la pelinegra y de ahí en más solo fueron suspiros, jadeos y gemidos, hasta que después de llegar ambas a un nuevo orgasmo, quedaron totalmente dormidas. La mañana llegó con los cuerpos de ambas enredados apenas cubierto por la sábana, los golpes de la puerta las despertó.

-¡¿Quién?!
-Disculpe, señorita Yulia, pero la señora Larissa acaba de llegar…
-Dile que bajamos en unos momentos… ¡Dios mi madre no puede ser menos oportuna!...
-Shhhhhhhh no digas eso, que es la mujer que te trajo al mundo… Buen día lobita…
-Auuuuuu… buen día, pecosita hermosa…
-Vamos a darnos una ducha rápida que tu madre está abajo…
-¿Juntas?...
-Si te vas a portar bien, si…
-¡Entonces mejor me ducho sola!... -Yulia se hacía la molesta, se puso de pie desnuda frente la mirada de la pelirroja que se le encendieron sus ojos del deseo.
-Mejor voy contigo… y te dejo que te portes un poco mal…
-¡¡Sí!!...

Ambas se propiciaron un poco de amor en la ducha sin perder la cordura ya que sabían que Larissa estaba abajo esperándolas, se vistieron entre risas coquetas y tomadas de las manos bajaron al salón.

-Buen día madre…
-Buenos días… -Larissa las vio sonrientes, tomadas de la manos y levantó un ceja ya que se notaba perfectamente lo que había pasado… -Y veo que para ustedes son excelentes…
-Buen día Larissa, y la verdad que son excelentes…
-¿Desayunamos?... -Yulia la tomo a su madre del brazo y las tres fueron al comedor a desayunar.
-¿Qué te trae a ésta hora madre?...
-En realidad venía a hablar con Elena...
-¿Pasó algo Larissa?...
-Smirdov…
-¿Qué?...
-Me llamo Vlad, dice que no se podía comunicar contigo…
-¡¡Dios, mi celular!!...
-Bueno, eso no importa, lo que importa que el maldito viejo loco quiere cancelar el contrato…
-¿Cómo?... Si ya estaba todo arreglado…
-Perdonen… -Interrumpió Yulia. -¿Quién negoció con Smirdov?... -Yulia estaba seria y miraba a Elena y a su madre.
-Yo…
-¿Tu?...
-Si yo Yulia… ¿No me crees capaz?... -Elena se cruzó de brazos en señal de desacuerdo por la expresión de Yulia.
-No mi amor, no es eso, ese viejo es un maldito degenerado y estoy segura que con tal de volver a verte es capaz de hacer que se rehagan el contrato aunque él sea el perjudicado…
-No lo sabía… -Elena frunció el ceño.
-¿No?... ¿Por qué fuiste tú a negociarlo?...
-Vladimir me dijo que el viejo era fácil…
-¡¡Maldita sea me corro un mes y todos complotan en mi contra!!...
-Tranquilízate hija…
-¡¡No!!... ¡¡Vladimir es mi amigo, mi mano derecha, como demonios hizo eso!!...
-¡¡Yulia!!... Baja la voz… no es tan grave… -Larissa golpeo la mesa y Elena estaba desconcertada observando.
-¿Dónde fuiste a negociarlo?...
-No fui a ningún lado, él fue en la empresa…
-¿Y ahora madre?... Déjame adivinar… en algún hotel cinco estrellas de Moscú, y la pidió exclusivamente a  Elena… ¿cierto?...
-Si…
-¡¡Te lo dije!!... Espérenme aquí, me iré a cambiar…

Larissa y Elena se miraron.

-Te conozco Larissa, no has venido para esto…
-La verdad que no, esto también lo venía a hablar, pero no me esperaba la reacción de Yulia…
-Yo todavía no entiendo que piensa hacer…
-Lo que sea, me alegra, porque termina en su inclusión nuevamente en la silla de presidente de la empresa…
-Yo hubiera preferido que pasara un tiempo más, el stress sería peligroso…
-¿Lo dices por lo que pasó ayer?...
-Veo que ya te enteraste…
-Por supuesto, no te confundas Elena, que yo no me meta no quiere decir que no esté alerta…
-No esperaba menos de ti Larissa…
-¿A qué te refieres?...
-Tu sabes muy bien a que me refiero… en el fondo no te resulto “tan” antipática, porque tenemos mucho en común, digamos que somos de armas a tomar y siempre “alertas”…
-Solo espero que lo de ayer no se repita…
-Créeme que jamás lo hubiera querido, fue un maldito error…
-Está bien Elena, al verlas bajar hoy, supongo que has sabido “manejar” la situación…
-Yo amo a Yulia Larissa y haré lo que sea para que ella sea feliz…
-Lo se… ahora concéntrate en lo que hará hoy, porque creo que solo está actuando como una niña celosa…
-No dejaré que se maneje sola… -En eso entra Yulia y mira a Larissa.
-Vamos Madre... ¿Te trajo tu chofer?...
-Sí...
-Bueno vamos… ¿tienes el contrato encima mami?...
-Yo prefiero ir con mi auto… ¿En qué hotel me espera, Larissa?...
-¿Perdón?... -Yulia giró y la vio a Elena a los ojos.
-¿Qué sucede Yulia?...
-¡Tú no vas a ningún lado!...
-¡¿Qué!?...
-Lo que oíste, si quieres puedes ir a la empresa o quedarte aquí o al hospital o donde quieras, pero  ese hotel con ese viejo degenerado… ¡NO LO PISAS!
-¡¡Yulia!!...
-¡No te metas madre!...
-¡Me meto porque tú te largaste y dejaste todo a la deriva y Elena desempeñó bien las cosas… ella puede arreglar esto… aparte quien te crees!...
-¡Elena es mi mujer madre… y no la dejare en una habitación de hotel con un viejo degenerado y promiscuo!
-¡Si es tu “mujer” respétala!...
-¡¡Basta!!... ¿Terminaron ambas?... -Larissa y Yulia se avergonzaron… miraron a Elena. -¡Bien!...
-Elena yo…
-¡¡Tú nada Yulia!!... ¡¡Yo iré a ese hotel… tú me acompañaras y punto!!
-Elena… -Elena se acercó a Yulia y puso su dedo sobre sus labios.
-Yo quiero que vengas, quiero que me cuides y quiero que recuperemos ese contrato… te necesito… -Yulia solo sonrió y sin importarle que estaba su madre, le dijo.
-Yo siempre te voy a cuidar pecosita hermosa… -Elena le sonrió, le dio un pequeño beso en los labios y Yulia tomo su mano. -Me voy con Elena madre, después no vemos en la empresa ¿sí?...
-Claro… nos vemos luego… -Larissa giro y se retiró con una sonrisa socarrona en el rostro, sorprendida, en cierta manera, por la actitud de su hija y de cómo Elena la manejo con tanta sutileza y cariño a Yulia.

Cuando llegaron al hotel Smirdov, estaba esperando a Elena… no contó con la llegada de Yulia.

-Elena… -Smirdov estaba en bata con una sonrisa enorme hasta que reparó que detrás de ella salía Yulia, su semblante cambió.
-Volkova…
-¿Te asombra?...
-Pensé que no estabas en el país…
-Bien has dicho “no estaba”, pero ahora estoy…
-Bueno señor Smirdov… ¿Por qué rechazó el contrato que habíamos revisado?... -Elena lo reto con seguridad.
-Tranquila señorita Elena, discutiremos el contrato pero no con Volkova aquí…
-Primero señor Smirdov, Yulia es la presidente de la compañía y yo solo soy una directora más…
-No una más querida Elena… -Lo dijo mirándola de arriba abajo, despertado toda la ira en Yulia y Elena la tomo de la mano para tranquilizarla.
-Segundo señor Smirdov, Yulia es mí…
-Soy la que decide aquí, y vamos al grano, por mi puede hacer lo que quiera con el contrato, no me importa, nuestra empresa es la más importante de Rusia y en honor a la verdad… tenerlo o no a usted como cliente ya me tiene sin cuidado, podría cerrar mi empresa ahora… ¡¡Y vivir diez generaciones sin siquiera mover un dedo!!...
-¡¡Eres muy arrogante Volkova!!... ¡¡Este contrato se disuelve!!...
-Perfecto… ahora… ¡¡Tiene veinticuatro horas para sacar todas sus cosas de mi maldito muelle!!... Nos vamos Elena…

Yulia tomo la mano de Elena, giro con ella saliendo y dando un portazo… apenas en el pasillo Elena hablo:

-¿Yulia estás loca?... -Yulia le sonrió… se frenó mirándola y mostrándole los dedos contando…
-Shhhhhhh… tres, dos, uno…
-¡Volkova!… El jefe quiere verla… -Elena no salía de su asombro y le sonrió con admiración.
-Definitivamente estás loca…
-Y él está desesperado…

Ambas caminaron tomadas de la mano hasta la habitación…

-¡Pasen!...
-¡No me hagas perder mi tiempo Smirdov!…
-Baja tu arrogancia Yulia… aquí tienes tu maldito contrato… -Yulia lo toma y sonríe.
-Gracias… ha sido un placer hacer negocios contigo, como siempre… -Yulia giro junto con Elena y emprendieron la salida, pero antes que crucen la puerta Smirdov las hablo.
-Eres un desperdicio Volkova… tan bella y… -Elena giro.
-Y… mi mujer… -Yulia sonrió.
-¿Cómo dice Elena?...
-Que yo también sería un ¿“desperdicio”?... ya que Yulia es mi mujer…
-¡Esto es una broma!… -Elena tomo a Yulia de la solapa del saco y la beso profundamente, frente al espanto de Smirdov.
-Ya ve Smirdov, niégueme que mi gusto no es impecable… -Yulia la palmo en los glúteos a Elena, quien le sonrió, la abrazó y emprendieron la salida, frente al desconcierto de Smirdov.

Yulia y Elena salieron riéndose de la situación emprendiendo viaje a la empresa.

-Mi amor…
-¿Si?... -Elena estaba mirando por la ventana del auto perdida en sus pensamientos.
-Perdóname por cómo te trate hoy por la mañana… -Elena la miró.
-A tu madre tienes que pedirle disculpas, a ella la has tratado mal…
-Si… -Yulia bajo la cabeza, Elena le tomo el mentón e hizo que la mirara.
-Pero me encantó cuando le gritaste que yo era tu mujer… -Yulia le dio esa sonrisa… esa que derrite y enamora cada vez más a Elena.
-Eres mi mujer… y yo soy la tuya… Te amo… -Yulia le acarició el rostro haciendo que Elena cierre los ojos… se acercó a ella dándole pequeños besos por todo el rostro. -Te amo mucho pecosita hermosa… -Elena sonrió y la abrazó fuerte.
-Te amo Yulia… Te amo…

Ambas iban en el auto haciéndose mimos y riendo hasta que llegaron a la empresa… ahí todo tenía que ser diferente, todavía ninguna de las dos mostraría lo que eran y en eso han coincidido. Cuando Yulia llegó, todo el personal la saludó efusivo y se ponían contentos, eso provocaba en Elena mucha alegría, ya que comprobaba que todo el mundo, desde ejecutivos hasta la gente de seguridad, la adoraban ya que Yulia es una gran persona. Luego entraron en la oficina de Elena y se abrazaron.

-Bueno señorita Katina, tengo que ir a ponerme al día…
-Bueno señorita Volkova, se me tranquiliza, no se me estresa, se calma… -Elena le daba pequeños besos en el cuello de Yulia.
-Mmmmmm si me estreso vengo acá para que me cures así, como ahora, o podemos subir esa escalera y me haces una cura severa…
-¡¡Yulia!!...
-Mejor me voy o no parare hasta subir… -Elena sonreía… la beso en los labios y Yulia se retiró.

Yulia entró a su oficina y miró todo, observo cada detalle, estaba tal cual la había dejado, cuando se sienta en su sillón golpean la puerta y se apersona Vladimir.

-Hola… ¿puedo pasar?...
-Adelante… siéntate… -Vladimir se sentó.
-En un momento te traerán los papeles en donde se te ratifica como presidenta de la empresa, tu madre acaba de firmar como así también todo el resto del directorio, solo falta la firma de Elena y la tuya…
-Gracias, sé que has cubierto muy bien el puesto…
-He hecho lo que pude, hemos perdido un poco de dinero en renegociar unos contratos, pero así lo decidieron Larissa y Elena, ya que ellas consideraron que era necesario esperarte…
-¿Y tú?... ¿Consideraste lo mismo?...
-¡Por supuesto!...
-¿Porque mandaste a Elena con Smirdov?...
-Ah eso…
-¡¡¿¿Ah eso??!!... ¡¡Tú sabías perfectamente que ese tipo es un degenerado!!...
-¡¡Elena no es ninguna estúpida, podía defenderse sola!!...
-¡¡De eso no tengo dudas!!... ¡¡Pero ni siquiera tuviste la decencia de avisarle la clase de persona que era!!...
-¡¡Por Dios Yulia esa mujer casi termina con tu vida!!...
-¡¡¡Basta!!!... ¡¡¡Hasta aquí llegaste Vladimir!!!... ¡¡¡Elena es mi mujer!!!...
-¡¡¡¿¿¿Qué???!!!...
-¡¡Elena es mi mujer, vivimos en mi casa, y estoy feliz, muy feliz!!
-Yulia… por Dios… ¿de qué estás hablando?…
-De la verdad… Elena y yo estamos viviendo juntas…
-¿Por qué te haces esto?... -Vladimir estaba azorado.
-Vladimir, eres mi mejor amigo, pero no voy a tolerar un solo desplante más hacia Elena, ella ahora es mi mujer… -Vladimir se puso de pie y cuando estaba llegando a la puerta:
-Espero no tener que recoger tus pedazos como la última vez…
-¡Vladimir!... -Vladimir se frenó pero siguió dándole la espalda. -No me hagas elegir…

Vladimir cerró los ojos y salió de la oficina de Yulia… llegó a su oficina y comenzó a poner sus cosas en una caja, en ese momento entró Larissa.

-¿Qué crees que haces?...
-¡¡Irme!! ¡¡Hasta acá llegué!!...
-Siéntate… ¡¡Siéntate!!... -Vladimir se desplomó en su sillón. -¿Crees que yéndote de la empresa podrás mejorar algo?...
-Al menos no veré como Elena destroza a Yulia frente a mis ojos…
-Esta vez estas equivocado Vlad, el que destrozará a Yulia yéndose serás tú… piénsalo…

Larissa se puso de pie y se retiró de la oficina de Vladimir dejándolo pensativo dirigiéndose a la oficina de Yulia, entrando sin tocar como ya era su estilo.

-Como fue la reunión con Smirdov…
-Hola Madre… puedes tomar asiento si quieres…
-Creo que volviste al cien por ciento… irónica y arrogante…
-Sí, la reunión fue… no sé cómo decirlo… ¿orgásmica?… -Yulia se apoya en el respaldar cruzando sus piernas, sonriendo.
-Entonces conseguiste la firma y humillaste a Smirdov…
-Sí madre…
-Me alegro, ese tipo es un cerdo…
-Y eso que no lo conoces…
-¿Qué?... ¡Claro que lo conozco!...
-Nunca me lo dijiste…
-Siempre fue un degenerado, desde joven… cuando tu padre lo conoció y cerró el primer contrato, fuimos a cenar con él y se apareció con tres mujeres, yo estaba embarazada de ti, de ya siete meses y tenía el vientre muy abultado… en un momento me fui al toilette y cuando salgo me lo encuentro a Smirdov esperándome fuera, me propuso tener sexo porque literalmente me dijo: “Quiero hacer gozar a una embarazada”…

Yulia apretó los dientes, levantó el teléfono inmediatamente y llamó al interno de Vladimir…

-Vlad…
-Si Yulia…
-¿Cuánto nos costaría rescindir el contrato de Smirdov?... -Larissa puso sus ojos en blanco, cruzándose de brazos y de piernas.
-Si acabas de hacerlo firmar…
-¡¿Cuánto?!
-Uno punto dos millones de Euros...
-Hazlo… y quiero que venga aquí y tenerlo enfrente…
-Yulia…
-¡Hazlo!... por favor… -Yulia colgó el teléfono bruscamente.
-¿Terminaste hijita?... -Larissa imprimió un poco de ironía y Yulia la miro tratando de entender..
-¡Sí!... ¡En realidad cuando llegue a la empresa le romperé la cara y lo haré con gusto!...
-¡Eres una cavernícola Yulia… igual a tu padre!...  porque cometí el error de contarle a Oleg la propuesta de Smirdov, y le rompió la cara hace veinticuatro años y estuvo preso dos días hasta que Smirdov se recuperó y retiró la denuncia…
-¿Qué?... ¿Papa lo golpeo?...
-Tanto que lo dejó en el hospital…
-¿Y siguió trabajando con nosotros?... -Yulia estaba sorprendida.
-Sí… y lo hará siempre, porque simplemente es un enfermo, pero inofensivo, nunca hará nada a la fuerza, le gusta provocar, ahora déjate de estupideces y ese contrato se queda como está, total lo verás una vez cada dos años…
-¿Por qué me cuentas esto recién ahora?…
-Porque a pesar que estoy molesta por la manera que me trataste hoy, me hiciste acordar a tu padre… esa forma de pertenencia que tenía… definitivamente no has sacado nada de mi… cada vez eres más una Volkov, o sea una cavernícola… ya empiezo a creer que en tu concepción solo intervino tu padre y yo solo fui el huevo… -Yulia sonrió. -Ahora Yulia ten mucho cuidado, Elena no es una mujercita fácil que harás lo que quieras con ella, así que, no seas “tan” Volkov y piensa la próxima vez…
-A veces me asustas madre…
-¡Mejor así!… ahora cancela esa estupidez... -Yulia marca el interno de Vladimir.
-Vlad…
-¿Sí?
-Dejemos como está lo de Smirdov… y disculpa…
-Ya lo estaba por llamar… bueno luego me cuentas…
-Claro… después… si quieres nos tomamos un café y lo hablamos…
-Sí… te aviso y nos lo tomamos…
-Bien, nos vemos luego…

Elena se hallaba en su oficina, revisando unos papeles, cuando su secretaria la llama informándole la presencia de Katya Petrova, a lo que Elena le pide que la haga pasar… Elena se pone de pie y Katya entra.

-Lena…
-No puedo creer verte aquí… -Katya se frenó en medio de la oficina a escasos metro y medio de Elena y frunciendo el ceño le dijo.
-Tienes cara de haber tenido sexo desenfrenado... -Elena se asombró y solo atino a preguntar:
-¿Qué?...
-Vamos Katina tienes cara de haber tenido sexo desenfrenado…
-¡No seas estúpida Katya!... ¿Cómo sabes como es mi cara de “sexo desenfrenado” si nunca la has visto?…
-Hasta hoy… -En eso se escucha la puerta y era Yulia la que entraba con una botella de agua en la mano y cuando la vio a Katya se excusó.
-Perdón Elena, no sabía que tenías visitas… hola Katya…
-Volkova…
-Perdón si interrumpí algo…
-No Volkova para nada, solo le decía a mi amiga, que tenía cara de haber tenido sexo desenfrenado… -Yulia que estaba tomando el agua se ahogó y casi escupe todo.
-¡¡Katya!!...
-Ya Elena, Volkova te acaba de delatar y de confirmar…
-Mejor me voy a mi oficina y las dejo solas, adiós Katya y… no sé, ven a mi casa cuando quieras, bueno… mejor me voy….
-Adiós Yulia… -Katya tenía una sonrisa de oreja a oreja y giro a ver a Elena  que estaba seria y cruzada de brazos. -¿¿Qué??...
-¡Cómo vas a decirle eso a Yulia!… ¿estás loca?…
-Ay Elena no seas dramática…-Se acercó, le dio un beso en la mejilla y Elena sonrió. -¡Cuéntamelo todo!...
-¿Qué quieres que te cuente?... -Elena sonríe.
-¿Qué tal Volkova?...
-No es la primera vez que hago el amor con Yulia…
-¡¡Sí!!... Es cierto, pero la otra estabas ida, esta vez te sale el sexo por los poros…
-¡¡Estás loca!!...
-Vamos Katina del uno al diez cuanto es Volkova…
-¡¡Once!!
-¡¡Lo sabía!!...
-Siéntate quieres antes que te eche a patadas…
-Hay que agresiva… no me digas que te gusta atarla y pegarle a Volkova…
-¡¡Ya basta Katya!!...
-Está bien… -Se acerca al escritorio, le toma las manos y la mira a los ojos… -Me alegro Lena, en realidad se ven felices ambas, yo sé que esto será el comienzo de algo hermoso…
-Gracias Katya… ¿Sabes?... Hacer el amor con Yulia es hermoso, y sentirme su mujer es tocar el cielo con las manos…
-Cuanto la amas Lena….
-No tienes idea…
-Me alegro… porque te mereces ser feliz… y Volkova también tiene los ojitos de felicidad…
-¿Tú crees?...
-Ay Elena por Dios, a mil metros se le ve…
-Pues es tierna, cariñosa, me dice muchas palabras bonitas y me repitió mil veces que me ama…
-Realmente me pones feliz… bueno vine a saludarte porque no estaré unos quince días ya que tengo que ir a Alemania…
-¿Otra vez?...
-Si… en realidad me quieren allá…
-¿Qué?... ¿Te quedarás en Alemania?... -Elena la mira con tristeza.
-La verdad que no me gustaría, pero bueno es muy buena oferta…
-Si tan solo aceptaras trabajar conmigo, yo puedo mejorar cualquier oferta…
-No Lena, ya has hecho mucho por mi…
-Ambas nos acompañamos Katya, bueno no quiero llorar, porque aunque si decides irte, que espero que no, nunca te retendría porque si es por tu felicidad sabes que será la mía…
-Ya lo sé, sabes que no eres mi sangre, pero eres casi la única familia que tengo… bueno me voy, mañana tengo un largo viaje así que quiero estar lo más decente posible…
-Llámame, así me cuentas todo y a ver si encuentras algún alemán… -Katya se puso de pie y Elena también y se dieron un abrazo…
-Y tú cuida a Volkova… trágate ese carácter del demonio un poco, si no quieres que tu “lobita” se eche a correr lejos de ti…
-Te juro que haré el mayor mi esfuerzo…

Ambas se dieron un beso en las mejillas y Katya se encaminó a la puerta la abrió y salió… pero volvió y asomó solo la cabeza, llamando la atención de Elena.

-Pssssst… ¿De veras Volkova es un Once?... -Elena le sonrió sobradamente.
-No Katya… ¡¡Es un veinte!!... ¡Ya lárgate!... -Elena reía y Katya le tiró un beso volado… cuando sale se la cruza a Yulia que se puso nerviosa.
-¡Volkova!... Me voy… suerte con todo…
-Gracias Katya… -Yulia la miraba sorprendida y con las mejillas encendidas a lo que Katya lo nota y le dice bajito.
-Si llegas a engañar, maltratar o tan solo me entero que Elena derrama una lágrima… te juro Volkova que te atropello con mi auto y luego te tirare al rio congelado… ¿capiche?…
-Ehhhhh sí, yo te juro que amo a Elena… y la haré feliz… -Yulia pasaba saliva.
-¡Más te vale Volkova!… porque Elena te dio un veinte…
-¿Qué?...
-Nada… solo piensa lo que te dije… nos vemos…. -Katya se dirigía al ascensor dejando a Yulia con cara estupefacta y eso fue observado por Vladimir que aprovechó para entrar al ascensor con Katya.
-Katya…
-Vladimir…
-¿De visita?...
-Sí…
-Me imagino, tu “amiguita” te debe de estar dando instrucciones…
-¿Perdón?... -Katya lo mira apretando las mandíbulas.
-Instrucciones… para hacerle la vida imposible a Yulia… ¿no?...
-¿Tienes un minuto Vladimir?... Me gustaría tomarme un café contigo…
-¿Ahora?...
-¡Sí!...
-Claro, vamos…

Vladimir y Katya salieron de la empresa dirigiéndose a un bar que estaba a cien metros de la misma… al llegar, Vladimir, pidió el sector privado que siempre ocupaban con Yulia, muy amablemente le corrió la silla a Katya e hizo que se sentara y luego se sentó él, ordenaron un par de cafés al mozo y luego de que se los trajo abrió la conversación Katya.

-¿Sabes Vladimir?... me molesta mucho la difamación, sobre todo la mal infundada…
-¿Lo dices por la víbora de tu amiga?...
-En eso te doy la razón, Elena como enemiga es una víbora, espera que se canse de ti y te pique, no duraras ni dos segundos… -Katya se regocijaba por sus dichos.
-¿Qué quieres decir?...
-Que te bajes del árbol que te subiste… reacciona… ¿Hello?... Elena solo chasquea los dedos y automáticamente Volkova te hace sacar con la seguridad…
-¡Por Dios que soberbia!… -Vladimir reía con ironía.
-No… “Vlad”, soberbia no, realista sí…
-Yulia y yo somos más que íntimos amigos… somos como familia, ella jamás me haría algo así… y menos por Elena…
-¡Pruébala!…
-No me desafíes Katya…
-Ay Vladimir… tu sabes que es verdad lo que te dije… a ver dime: ¿Como ves a Elena?…
-¿Quieres la verdad?...
-Siempre…
-Katina es un ser despreciable, arrogante, soberbia, irónica, sarcástica, perversa, vengativa… ¡Y muchas otras cosas más!...
-¿Sabes que Vladimir?… lo mismo pienso yo de Volkova… -Vladimir quedo serio mirándola.
-Yulia no… -Katya lo interrumpe.
-¿Sabes que soy pobre Vladimir?
-¿Perdón?... -Vladimir frunce el ceño.
-No ahora, he trabajado duro, no soy rica pero tengo dinero para mantenerme y poder darme algunos lujos…
-Pero tú… ibas a nuestra escuela…
-Mi madrina se casó con un hombre muy rico y como no tuvieron hijos, se ocuparon mucho de mi… ellos pagaron mi educación…
-Juro que no lo sabía…
-Yo vivía en el viejo barrio obrero, mi padre trabajaba en las minas de Mirna y lo veía solo dos veces al año… murió cuando yo tenía seis años… -Katya suspiro y Vladimir paso saliva. -Mi madre era una maestra de inglés, no tenía mucho trabajo, ya sabes que aquí en esa época el inglés era como una mala palabra… para que podamos comer ella tenía dos trabajos… -A Katya se le quebraba la voz al recordar a sus padres.
-Lo siento…
-No lo sientas, ha pasado muchos años…
-Perdona, pero esto que tiene que ver con lo que estábamos hablando…
-¡Todo!... ¿Sabes lo que era ir a un Colegio como el nuestro siendo pobre?...
-No…
-Claro que no, tú también eres un niño rico… Cuando tenía nueve años invité cinco “amigas” del colegio a mi cumpleaños, la única que asistió fue Elena, el resto me mandaron una nota que decía: “nuestro chofer jamás nos llevaría a ese barrio de mala muerte”… en cambio Elena fue con su madre, la señora Inessa, con un impecable vestidito blanco, una sonrisa gigante y un gran regalo, nunca había tenido un regalo tan grande en mi vida, la señora Inessa se hizo amiga de mi mama y aunque muchas veces quiso ayudarla mi madre nunca acepto. Una vez a la semana venían a mi casa y mientras la señora Inessa tomaba clases de Inglés, Elena jugaba con migo, con la única muñeca que yo tenía y ella era muy creativa, con unos maderos que había en mi patio, armo una cabaña para mi muñeca y nos divertíamos como locas… en el colegio todas las otras verdaderas “víboras” me llamaban “Katya la pobretona” y Elena me defendía de todas las estupideces pagando muy caro, ya que todas le hacían la vida imposible también a ella, solo por ser amiga de “la pobre del colegio”, pero a ella no le importó, jamás pero jamás me ignoró… ¡Nunca!… así que aprendimos a defendernos, para bien o para mal… en la adolescencia yo no eras más que una flaca con pocas curvas y Elena se convirtió en una mujer muy atractiva con demasiadas curvas, dos tallas más que yo, siempre salía de compras y cuando salíamos de fiesta me decía que me pruebe unas cosas que se compró y no se dio cuenta que no eran su talla y que había perdido las etiquetas… yo siempre supe que lo compraba para mí, pero no me lo decía porque ella sabía que no lo iba a aceptar, y no quería hacerme sentir mal… esa es la verdadera Elena Katina… el resto es aire… si me disculpas Vladimir tengo trabajo que hacer… -Katya se puso de pie y se retiró, Vladimir reaccionó, dejo el dinero en la mesa y salió del bar alcanzando a Katya tomándola del brazo.
-Katya…
-¡¿Qué quieres?!...
-Tienes que entenderme, no soy yo… nadie ve eso de Elena…
-Es cierto, tampoco lo ven de Volkova, sin embargo yo la acepté, porque Elena es feliz…
-No puedes comparar…
-Claro que no… la diferencia es que yo puedo ver la realidad, porque nunca estuve enamorada de Elena… que pases buenas tardes.

Vladimir quedo sumido en sus pensamientos, viendo como Katya se alejaba… resonando en su cabeza una a una aquellas palabras… cerro los ojos… respiro profundo pronunciando:

-¡Una oportunidad Katina… solo tendrás una!

continuara... Arrow

JuanaLaLoca

Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 25/05/2015
Edad : 26
Localización : Argentina

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Grd el Lun Oct 05, 2015 3:39 am

Buena katya le puso en su lugar a vladimir Twisted Evil ojala q deje de fregar lo q yulia & Lena ya comenzaron.  sera muy amigo de yulia y la amara pero si de verdad estas enamorado aceptas ver feliz a tu amor aunque tu no seas el  causante. Neutral
Excelente juana como siempre! cheers

Grd

Mensajes : 50
Fecha de inscripción : 26/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por keizike el Lun Oct 05, 2015 6:55 am

tengo ganas de saber quien es anastasia dementieva, me encanta esta hstoria

keizike

Mensajes : 43
Fecha de inscripción : 29/07/2015
Localización : españa

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por D´VolKat el Lun Oct 05, 2015 2:26 pm

Que capítulo más lindo, emocionante y apasionado, quede wow… por fin ambas se despojaron de esas corazas y dejaron que hable el amor… Me gustó todo, la forma en que se entregan, como se celan, como se cuidan, ese sentido de pertenencia entre las dos, me gusta que luchen por ser felices juntas,  aunque imagino que por ahí ha de existir alguien que les hará la vida de cuadritos y ellas tendrán que superar algunas cosas, bueno es lo que creo pero eso lo iremos descubriendo… Como bien dices este capítulo despejo algunas dudas, pero no todas así que no tardes con la conti, quiero más! Smile

D´VolKat

Mensajes : 42
Fecha de inscripción : 25/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Jeyatastars el Lun Oct 05, 2015 7:16 pm

Que buen capítulo Juana, muy pasional, ya se merecían una entrega así con verdadero amor de por medio y sin odio o mentiras. Por fin Elena saco eso doloroso de adentro y ahora es libre para amar sin mentiras o verdades ocultas. Me encantó este capítulo, pero presiento que esta felicidad y alegría no será por mucho tiempo; ojalá me equivoqué, pero nose. Confió en vos y tu maravillosa inspiración para no hacernos llorar en un futuro cercano XD. Ya quiero la conti. Excelente como siempre. Saludos Smile Very Happy flower

Jeyatastars

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 25/05/2015
Localización : In the arms of Jenny, Yaya & Tamao

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Solangela el Lun Oct 05, 2015 7:51 pm

Juana excelente la continuación. Me encanta cuando una coraza dura se rompe con los efectos del amor. Gracias por tus saludos. Y sinceramente con vos solo son 4 que los sigo con cada nuevo proyecto. Perdon pero me apropio de esta continuación como mi regalo. Saludos

Solangela

Mensajes : 14
Fecha de inscripción : 27/05/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: EL PACTO /// JuanaLaLoca

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 8:12 am


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 14. Precedente  1, 2, 3, 4, 5 ... 9 ... 14  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.